Portada :: Opinin
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 13-10-2008

Dnde est la izquierda?

Jos Saramago
www.saramago.org


Me ausento de este espacio durante veinticuatro horas, no por necesidad de descanso o falta de asunto, simplemente para que la ltima crnica se mantenga un da ms en el lugar en que est. No estoy seguro de que lo merezca por la forma en que dije lo que pretenda, sino para darle un poco ms de tiempo mientras espero que alguien me informe donde est la izquierda

Hace alrededor de tres o cuatro aos, en una entrevista a un diario sudamericano, creo que argentino, entre la retahla de preguntas y respuestas solt una declaracin que inmediatamente supuse que iba a causar agitacin, debate, escndalo (hasta este punto llegaba mi ingenuidad), comenzando por las huestes locales de la izquierda y a continuacin, quien sabe, como una onda que se expandiera en crculos, en los medios internacionales, tanto polticos, sindicales o culturales que de la dicha izquierda son tributarios. En toda su crudeza, sin escamotear su propia obscenidad, la frase, puntualmente reproducida por el peridico, era la siguiente: La izquierda no tiene ni puta idea del mundo en que vive. A mi intencin, deliberadamente provocadora, la izquierda as interpelada, respondi con el ms glido de los silencios. Ningn partido comunista, por ejemplo, empezando por aquel del que soy miembro, sali a la palestra para rebatir o simplemente argumentar acerca de la propiedad o la falta de propiedad de las palabras que pronunci. Con mayor razn, tampoco ninguno de los partidos socialistas que se encuentran en los gobiernos de sus respectivos pases, pienso, sobre todo, en los de Portugal y Espaa, consider necesario exigir una aclaracin al atrevido escritor que haba osado lanzar una piedra al putrefacto charco de la indiferencia. Nada de nada, silencio total, como si en los tmulos ideolgicos donde se refugian no hubiese nada ms que polvo y telaraas, como mucho un hueso arcaico que ya ni para reliquia servira. Durante algunos das me sent excluido de la sociedad humana como si fuese un apestado, vctima de una especie de cirrosis mental que provocaba que no diera pie con bola. Llegu a pensar que la frase compasiva que andara circulando entre los que as callaban sera ms o menos sta: Pobrecillo, qu se podra esperar de l con esa edad? Estaba claro que no me encontraban opinante con la estatura adecuada.

El tiempo fue pasando, pasando, la situacin del mundo complicndose cada vez ms, y la izquierda, impvida, segua desempeando los papeles que, en el poder o en la oposicin, les haban sido asignados. Yo, que mientras tanto haba hecho otro descubrimiento, el de que Marx nunca haba tenido tanta razn como hoy, supuse, cuando hace un ao revent la burla cancergena de las hipotecas en los Estados Unidos, que la izquierda, all donde estuviera, si todava le quedaba vida, abrira por fin la boca para decir lo que pensaba del asunto. Ya tengo la explicacin: la izquierda no piensa, no acta, no arriesga ni una pizca. Pas lo que pas despus, hasta lo que est ocurriendo hoy, y la izquierda, cobardemente, sigue no pensando, no actuando, no arriesgando ni una pizca. Por eso no es de extraar la insolente pregunta del ttulo: Dnde est la izquierda? No doy albricias, he pagado demasiado caras mis ilusiones.

'O Caderno de Saramago' http://caderno.josesaramago.org.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter