Portada :: Espaa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 02-06-2009

Bajo el amparo del Tribunal Constitucional
En el Cdiz que instaur la soberana nacional en la Constitucin de 1812, que proclam la I Repblica y que lleva en su brisas el Himno de Riego

Antonio Maira/ ngeles Maestro
Rebelin/inSurGente

Sin el bozal de los cinco poderes del Estado: en defensa de la legalidad y legitimidad de la Candidatura y del proyecto Iniciativa Internacionalista-La solidaridad entre los Pueblos (II-SP)


Fragmentos literales de la intervencin de Antonio Maira en el Saln de Actos de la Excmo. Diputacin Provincial de Cdiz

(...) ...Antes de empezar la explicacin completa del proyecto Iniciativa Internacionalista y del contexto en el que se produce, os voy a detallar en palabras breves y muy claras porqu podemos dirigirnos hoy a vosotros, nada menos que desde el Saln de Actos de la Diputacin de Cdiz entregada a Iniciativa Internacionalista en calidad de espacio libre, es decir, de Saln entregado al pueblo...(...)".

(...)Estamos aqu bajo la proteccin del Tribunal Constitucional del estado espaol que ante el juicio de todos los tribunales que garantizan el ejercicio de los derechos polticos elementales en Europa: sufragio activo y sufragio pasivo para que lo entiendan ustedes: libertad de votar y de ser votado, libertad de asociacin, libertad de palabra, libertad de opinin, libertad de reunin, libertad de comunicacin, de desplazamiento, ha declarado que los cuatro poderes del estado: Rey, Gobierno, Parlamento y Tribunal Supremo, han violado su propia Constitucin... Eso, exactamente eso, es lo que ha dicho el Tribunal Constitucional.(...).

(...)Por eso exigimos en envo inmediato de observadores internacionales de Europa y de la ONU, y, en su caso la anulacin por fraude y repeticin del proceso electoral. Esta candidatura, que ha cumplido todos los requisitos ha sido criminalizada; sus miembros han tenido que viajar casi clandestinamente, no han podido comunicarse ante ellos, vigilados por el Ministro de Interior Sr, Rubalcaba, y no han podido dirigirse a sus electores(...).

Despus de la resolucin del Tribunal Constitucional, el gobierno, jaleado por los grupos parlamentarios del gobierno y de la oposicin, y por el quinto poder: efectivo, los medios de comunicacin, han seguido cultivando el miedo, y negando el acceso de los ciudadanos y ciudadanas a la resolucin del Tribunal Constitucional. Nadie nos ha garantizado que nuestras papeletas estaran en las urnas, ha sido imposible la realizacin del voto por correo, los medios de comunicacin han cambiado la amenaza y la coaccin por el silenciamiento total de la candidatura.

"El da 14 de mayo, a las siete de la maana, hora el la que millones de ciudadanos escuchan los resmenes informativos, Juan Ramn Lucas, director del noticiero matutino de la Radio Televisin Pblica dea la siguiente frase sobre la promotora ms criminalizada y la nmero 5 de la Candidatura: los proetarras han intentado de nuevo camuflarse en una lista para estar presentes en las elecciones Europeas pero se les ha visto el plumero y se les ha ilegalizado, tambin el violador del Eixample (Barcelona) ha intentado actuar de nuevo y tambin ha sido detenido.

"(...)Nuestra postura contraria al terrorismo es muy clara... Nos repugna el terrorismo... violenta nuestra sentido humanitario. Lo hemos declarado decenas de veces desde que hemos puesto en marcha esta candidatura y miles de veces anteriormente en todos y cada uno de nuestros escritos... Sin embargo los medios de comunicacin nos acosan con una pregunta sobre el terrorismo, que no tiene nada que ver con nosotros, los hombres y mujeres que componemos la Candidatura para poner en marcha un proyecto poltico que hace incapi en la justicia social, la solidaridad, el cese de la violencia de todo tipo, y por supuesto la denuncia radical del terrorismo y el apoyo a toda poltica que tenga por objetivo la bsqueda de la paz...

"Nuestra postura es muy clara: en aquellos contextos de terrorismo militar o social bien documentado, y de consecuencias genocidas o catastrficas nos definimos siempre, siempre que se nos permita dar una explicacin completa y coherente"... Nos negamos a someternos a un test de SI/NO como estuviesemos sometidos a un constante interrogatorio policial... Nadie pregunta sobre el historial de los hombre y mujeres de la candidatura en relacin con la paz, la solidaridad, la lucha contra la injusticia... su trabajo social... Es un procedimiento casi perfecto de criminalizacin en el que han participado todos los poderes del estado(...)".

"El mtodo es casi perfecto en su carcter de terrorismo policial, poltico y social. En realidad, nadie nos pregunta sobre el terrorismo y los terrorismos particulares y nos insiste en que le dediquemos tiempo a la respuesta, no slo para que los ciudadanos sepan a que atenerse con relacin a nosotros, sino para que conozcan los delitos ms graves de terrorismo que se han cometido en las ltimas dcadas... Nada de eso, nos acosan como deben estar acosando a los "combatientes enemigos" enjaulados en Guantnamo, repitiendo la misma pregunta durante das y das como un sonsonete invariable, perturbador y que, en realidad est planificado para no permitirnos abrir la boca(...)".

"En relacin con las otras listas ocurre exactamente los contrario... Los culpables o los cmplices evidentes -a partir de la informacin que ya tenemos- de crimenes de guerra como los que han tenido lugar en Iraq, Yugoslavia, otra vez Iraq, Afganistn o Palestina estn en los dos partidos mayoritarios. Sin embargo los miembros de sus Candidaturas son preguntados sobre esos crmenes ya demostrados... La consecuencia es evidente: las Candidaturas de lo que se llama el "bloque constitucional" no son contaminadas por el "entorno demostradamente criminal" y no son acosadas. Pueden emplear dinero pblico para viajar por todo el territorio y hacer propaganda sobre un programa totalmente vaco".

"Ellos no son preguntados sobre terrorismo y no hablan sobre sus posibles compliciades". "Nosotros que queremos hablar sobre el terrorismo somos interrogados por la Santa Inquisicin... despus de aterrorizarnos... de privarnos de defensa y amordazarnos... tenemos que responder al interrogatorio inquisitorial y somos condenados sin posibilidad de defensa"...

Nadie le pregunta a Aznar o a Solana, sobre su complicidad terrorista o sobre sus acciones terroristas.... De modo que son inocentes y sus listas electorales estn limpias.

"Esta limpio Aznar?, est limpio Zapatero? Estn contaminadas sus listas? Se puede hablar de terrorismo social y de terrorismo econmico? Es terrorismo social que el PSOE y el PP oculten la crisis econmica durante mas de un ao y que la oculten tambin durante la campaa electoral de las elecciones parlamentarias? Contamina eso a los candidatos a las Elecciones europeas"...

..Es terrorismo econmico proclamar la necesidad de eliminar los impuestos redistributivos y los establecidos sobre los beneficios, patrimonio, etc cuando se anuncia en el horizante una gigantesca masa humana sufriente de cuatro o cinco millones de parados?...

...Es terrorismo reprimir con ferocidad las protestas de los trabajadores y trabajadoras que luchan contra las ERE,s en estas condiciones de miedo a quedarse sin empleo y sin posibilidad de recuperarlo?...

Nosotros hemos asumido el compromiso de luchar democrtica y pacficamente contra el terrorismo y contra la violencia econmica o policial...

...Durante esta campaa en la que se nos ha amordazado y se nos ha intentado aterrorizar hemos aprendido mucho. Entre otras cosas lo terrible que es verse acosado por los verdaderos criminales... Dentro y fuera de las instituciones del estado...

"Siempre nos ofrecemos a un debate pblico sobre todos estos temas con todos los miembros de las Candidaturas de los partidos del "arco constitucional" pero ellos han cometido el delito de silenciarnos y bloquearnos... aqu se ha producido una enorme negacin de los derechos bsicos, y de las libertades"...

"Quien va a exigir responsabilidades criminales por delitos electorales?... la misma fiscala que nos ha criminalizado contra la definicin favorable a la Candidatura de las autoridades electorales? Quin va a garantizar nuestros derechos electorales? Quien va aindennizarnos como personas y como proyecto poltico, econmico y social?...

Quien va a defender a los trabajadores y trabajadoras cuando se destruye la nica posibilidad de que sean defendidos?

Cules son las intenciones reales de criminalizacin de un proyecto poltico que reclama el respeto a los trabajadores y trabajadoras que se niegan a acatar la complicidad de los sindicatos "oficiales", y niega que los cuatro millones de trabajadores y trabajadoras en paro tentan que pagar una crisis que han ocasionado otros".

... si el Tribunal Constitucional, ante el escndalo de las instituciones europeas que vigilan la limpieza del proceso electoral... ha negado como carentes de toda base jurdica las argumentaciones del tndem: Gobierno, Parlamento, Tribunal Supremo para ilegalizar la candidatura Iniciativa Internacionalista, basadas en la Ley de Partidos... quien se negar a abolerla... La Sentencia del Tribunal Constitucional es una declaracin solemne de inconstitucionalidad de la Ley de Partidos. Por eso, compaeras y compaeros nos han cedido la Diputacin como espacio pblico para realizar esta presentacin y este debate...

...Agradecemos la presencia de los ciudadanos y ciudadans que han venido a escucharnos venciendo un terrible miedo.. Vosotros sois los primeros testigos del pueblo, que con ese rasgo enorme de valor le habis hecho un servicio al pueblo... levantas la primera acta moral que testifica la presentacin detallada de Iniciativa Internacionalista ante nuestro pueblo....

...Iniciativa Internacionalista es una iniciativa poltica que tiene ms legitimidad que la que han demostrado los cuatro poderes de este estado y el quinto poder encubierto: el conjunto de los medios de comunicacin. Todos ellos han cometido un flagrante delito de falsedad, de coacciones y de atropello electoral... pertenecen a la oligarqua que dirige a todos los partidos... mienten de manera programada y planificada... A nosotros nos han criminalizado porque no soportan la aparicin de un colectivo de personas y colectivos que reclame que cese la corrupcin poltic y econmica y que reclaman un tratamiento popular de la crisis y la apertura de un proceso constituyente...

"Hemos aprendido mucho en esta precampaa, hemos aprendido como se impone el silencio y la incomunicacin a enormes porciones del cuerpo electoral, a partes enormes del pueblo".

...A quin contaminaremos nosotros? nos hemos preguntado. Porque soy yo un apestado? Porqu paso a ser un paria cuando me he comprometido con un proyecto de justicia, de solidaridad y de cambio radical de sta sociedad?...

Quin nos contamina Alfonso Sastre o la negativa a aceptar que los trabajadores paguen la crisis?

Doris Benegas o nuestra exigencia de justicia laboral, social y poltica?

Nos contamina nuestra defensa de l paz y nuestra lucha contra el Imperio y el imperialismo o nuestra candidata ngeles Maestro, una luchadora incansable, ejemplo de lo que debe ser un compromiso poltico de izquierdas?

Nos contamina acaso que levante el puo de militante comunista para pedir libertades polticas esenciales para el pueblo vasco en su totalidad, y para la izquierda abertzale en particular?

...Aborrecamos la Ley de Partidos y la progresiva marginacin poltica de la izquierda abertzale y de su electorado...

...Ahora sabemos porqu. La izquierda no puede ser candidata en ninguna eleccion, la izquierda tamposo puede votar, la izquierda no puede comunicarse con su pueblo, el pueblo no puede escuchar a sus lderes...

...Slo podemos votar al PP, al PSOE y a sus cmplices en un sistema poltico del que se ha demostrado que viola su propia constitucin...

...Nosotros estamos contra el terrorismo brutal de los estados capitalistas que crecera rpidamente y que se dirigir contra los pases con recursos econmicos o que se resisten a ser colonias del imperio...

...La ilegalizacin de la izquierda abertzale por el hecho de ser izquierda y por el hecho de ser nacionalista es una aberracin...

...Nos parece una acusacin y una coaccin criminal la que nos lanz el ministro Rubalcaba por negarnos a criminalizar a la izquierda abertzale: O estn con los votos o estn con las bombas"...

...A tenor de la sentencia del Tribunal Constitucional es evidente que nosotros estamos con los votos y que el Sr Rubalcaba est con las bombas...

...Nosotros afirmamos el derecho de autodeterminacin y estamos a favor de un proceso definitivo de paz... Rubalcaba defiende el sistema de la Transicin a sangre y fuego... esa es la nica interpretacin que tienen sus palabras...

Hemos grabado este acto, en formato cinta proporcionada por la Diputacin, y en formato electrnico para nuestros archivos. Lo hemos hecho para utilizar ambas grabaciones como pruebas ante la amenaza -del ministro del Interior, Sr. Rubalcaba, y del feroz grupo parlamentario del PP-, de reiniciar la persecucin policial una vez que finalice este cortsimo plazo electoral que queda por delante.

Exigimos la iniciacin de un proceso constituyente que garantice el cese de la represin sindical y social que se centra en los sindicatos no entregados al poder y no convertidos en instituciones burocrticas financiadas por el estado; y en los cuatro millones de trabajadores en paro, en un milln cuatrocientos mil sin prestacin social, y en un milln de familias en las que ningn miembro trabaja.

Hemos hecho grabaciones de audio en cinta convencional, y de vdeo con cmaras fotogrficas, con plena autorizacin del Presidente de la Diputacin, quien respondi a una peticin del diputado provincial Jos Antonio Barroso (otro posible represaliado por el Tribunal Supremo por un delito de lesa majestad).

La Diputacin, que representa a todos los ayuntamientos de la provincia, nos ofreci todos los recursos de los que dispona y lo comunic a travs de su Jefe de Protocolo (Mayordomo del Presidente).

Soplaban aires de soberana popular de 1812 en Cdiz, aires tambin de I Repblica y sones lejanos del Himno de Riego. Un terrible temporal de Levante nos recordaba los gritos silenciados del pueblo.

Fragmentos literales de la intervencin de ngeles Maestro, ex diputada de Izquierda Unida en la cmara de diputados y dirigente de Corriente Roja:


() El intento de ilegalizacin y la persistente criminalizacin de Iniciativa Internacionalista refleja lo que los poderes del Estado no pueden digerir: la presencia de una izquierda coherente que se rebela ante la represin y asume la necesidad de construir una salida a la crisis a la medida de las necesidades populares. La misma existencia de II-SP deja en evidencia la lacayuna al poder de la izquierda institucional y las cpulas sindicales de CC.OO. ()

La misma existencia de II-SP y la reaccin del gobierno deja en evidencia la sumisin lacayuna al poder de la izquierda institucional y de las direcciones sindicales ()

Las dimensiones y la calidad de la crisis en el Estado espaol determinan la ausencia de vas de salida en el marco del capitalismo. Ni siquiera medidas drsticas como abandonar el euro, aguardar a la liquidacin masiva de empesas y/o reducir globalmente los salarios un 15%, aseguran la viabilidad de la economa espaola en funcin de un dficit exterior creciente e insostenible ()

Son la clase obrera y los sectores populares quienes deben asumir la responsabilidad de articular la fuerza necesaria para construir las nicas salidas reales: medidas anticapitalistas de poder obrero y popular en el camino de la construccin del socialismo ()

La necesidad apremiante de una respuesta es el detonante que ha permitido que por primera vez en la historia de los pueblos del estado espaol se unan en una misma propuesta poltica Iniciativa Internacionalista organizaciones de la izquierda independentista y organizaciones de clase de mbito estatal (.)

Esa masa crtica indispensable para llevar a cabo la tarea histrica de romper el poder coronado, oligrquico y corrupto que asfixia hoy ms que nunca a las clases populares slo puede surgir de esa fuerza unitaria, sin precedentes en nuestra historia, ni siquiera en la II Repblica, ni en la Guerra Civil. Slo en la lucha contra el proceso de Burgos en 1970 se fundieron la lucha obrera en el conjunto del Estado con la de organizaciones independentistas, de forma destacada con la Izquierda abertzale. Esa fuerza acumulada fue capaz de arrancar de las garras de la Dictadura que ya haba dictado sentencias de muerte las vidas de jvenes luchadores, que ms all de diferencias polticas, eran considerados por todos como compaeros ()

El llamamiento a la unidad que lanza II SP a organizaciones y personas, que es de organizacin, lucha y compromiso, se levanta sobre el ejemplo imprescindible de la resistencia del pueblo vasco, capaz de construir en medio de la ms feroz represin su propuesta poltica por la independencia, por el socialismo en el marco de una salida pacfica y democrtica del conflicto vasco ()

II SP recuerda que a la izquierda vasca se le ha negado la voz y cualquier tipo de expresin poltica. Con la losa de la crcel y del silencio el Estado intenta ahogar la voz de una parte fundamental del pueblo vasco. En el camino de romper ese muro de silencio se sita la huelga general del 21 de mayo. La unidad en la lucha entre diferentes organizaciones sindicales, desde la base, el protagonismo de las mujeres y los jvenes, la incorporacin de los trabajadores inmigrantes, la presencia destacada de pequeos agricultores, ganaderos y transportistas, fue el secreto del xito del 21 de mayo, que se levanta como el mejor ejemplo para la clase obrera de otros territorios del Estado ()

Arnaldo Otegui en el mitin del da 26 en Irua afirm: esa avalancha de clase obrera y sectores populares en la calle, el 21 de mayo, conscientes de su fuerza y de su capacidad para construir poder popular, es el pilar del nuevo Bloque Histrico que debe construirse en Euskal Herra. A esa unidad y solidaridad en la lucha llama II SP, en la prctica, ms all de los discursos. El dirigente vasco agradeci a Iniciativa Internacionalista su invitacin a participar, la nica forma en que les est permitido. Estas fueron sus palabras: Agradecemos la coherencia, la honestidad y la valenta de II SP al invitarnos a hablar, cosa a la que no se ha atrevido ningn partido poltico vasco. Seguramente para ser tan honesto y tan valiente hace falta ser comunista ()

() La realidad acuciante, la necesidad perentoria, junto a la irrupcin de II SP, permiten empezar a romper lo que Steve Biko defini como el arma ms potente en manos del opresor, el control de la mente del oprimido ()


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter