Portada :: Cuba
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 04-06-2009

Cuba en la OEA?

Atilio Born
Rebelin


Luego de 47 aos la 39 Asamblea General de la OEA sell ayer un acuerdo para derogar por unanimidad la exclusin de Cuba aprobada en 1962. La resolucin no impone condiciones a Cuba, aunque establece mecanismos que deberan ponerse en marcha en (el improbable) caso de que La Habana expresara su deseo de retornar a la OEA. La noticia da pie a diversas consideraciones.

Primero, la resolucin es un sntoma de los grandes cambios que han tenido lugar en el panorama sociopoltico de Amrica Latina y el Caribe en los ltimos aos y cuyo signo distintivo es la persistente erosin de la hegemona norteamericana en la regin. La derogacin de aquella ignominiosa resolucin impuesta por la administracin Kennedy revela la magnitud de las transformaciones en curso y que la Casa Blanca acepta a regaadientes. De este modo se repara si bien tarda y parcialmente- una decisin de inmoralidad manifiesta y que ha pesado como un intolerable baldn sobre la OEA y sobre los gobiernos que con sus votos, o su abstencin, facilitaron los planes del imperialismo norteamericano. Este, al no poder derrotar militarmente a la Revolucin Cubana en Playa Girn opt por erigir un cordn sanitario para evitar que sus influjos emancipadores se contagiaran a los dems pases del rea. Intento que, por cierto, fracas rotundamente.

Segundo, el debilitamiento de su hegemona no significa que Estados Unidos renuncie a apoderarse, por otros medios, de los recursos y las riquezas de nuestros pases o a tratar de controlar a nuestros gobiernos apelando a otros expedientes. Sera un error imperdonable pensar que debido a este declive de su capacidad de direccin poltica -e intelectual y moral a la vez- el imperialismo depondr sus armas y comenzar a relacionarse con nuestros pases en un pie de igualdad. Todo lo contrario: ante el declinar de su hegemona su respuesta fue nada menos que la activacin de la Cuarta Flota, con el propsito de lograr por la fuerza lo que en el pasado obtena por la sumisin o complicidad de los gobiernos de la regin. Y Obama no ha emitido la menor seal de que piensa cambiar esa poltica.

Tercero: Cuba, as como los dems pases de Nuestra Amrica, nada tienen que hacer en la OEA. Tal como lo hemos sealado en innumerables oportunidades, esta institucin reflej un momento especial en la evolucin del sistema interamericano: el de la absoluta primaca de Estados Unidos. Esa etapa ya ha sido superada, y no tiene vuelta atrs. La maduracin de la conciencia poltica de los pueblos de la regin hizo que an gobiernos muy afines a la Casa Blanca no tengan otra opcin que enfrentarse a Estados Unidos en la condena al bloqueo de Cuba y, en San Pedro Sula, a derogar la decisin de 1962. Ante esta situacin, la OEA est condenada por su larga historia como dcil instrumento del imperialismo: legitim invasiones, asesinatos polticos, magnicidios, (algunos, como el de Orlando Letelier, perpetrados en Washington), golpes de estado y campaas de desestabilizacin contra gobiernos democrticos. Fue ciega, sorda y muda ante las atrocidades del terrorismo de estado auspiciado por Estados Unidos y ante polticas criminales como el Plan Cndor. Cuando en Mayo del 2008 estall la crisis en Bolivia el conflicto fue rpidamente solucionado por los pases de Amrica Latina sin que la OEA jugara papel alguno. No hizo falta. No hace ms falta.

Cuarto: lo que s hace falta es fortalecer y coherentizar sin ms dilaciones los diversos proyectos de integracin de los pases de Amrica Latina y el Caribe, como el ALBA o la UNASUR, iniciativas distintas pero que expresan la realidad contempornea de la regin. La OEA, en cambio, es una institucin insanablemente anacrnica y por eso mismo inservible: representa un mundo que ya no existe sino en los delirios de los nostlgicos de la Guerra Fra y por eso no puede hacer ninguna contribucin para enfrentar los desafos de nuestro tiempo. Despus de haber derogado la resolucin de 1962 le hara un gran servicio a la humanidad si decidiera disolverse.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter