Portada :: Cuba
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 12-06-2009

En primicia el Captulo VII del libro "La lidere s.a.", de Alfredo Grimaldos
"Guantanamera" Aguirre

Alfredo Grimaldos
Rebelin


Es un honor que me insulte la dictadura liberticida de Fidel Castro, afirma Esperanza Aguirre el 1 de febrero de 2009 durante la manifestacin anticastrista que se celebra, con su decidido apoyo, en la madrilea Puerta del Sol. De ese modo responde la presidenta de la Comunidad de Madrid a las crticas recibidas de la embajada cubana en Espaa y del propio diario oficial Granma, que la acusan de financiar a la mafia cubana de Miami.

A la concentracin de la Puerta del Sol asisten dos centenares de personas, slo un da despus de que, tambin en el centro de la capital, varios miles de manifestantes festejaran el 50 aniversario de la Revolucin cubana. La Asociacin Iberoamericana por la Libertad (AIL) y la Asociacin Espaola Cuba en Transicin (AECT) son los convocantes del acto en el que participa Esperanza Aguirre, que cuenta tambin con el respaldo del PP, UPyD, CiU y UPN.

Las crticas de la embajada y la prensa cubanas llevan a Aguirre incluso a pedir el respaldo del ministro espaol de Asuntos Exteriores, Miguel ngel Moratinos. En el Granma Internacional se puede leer, por ejemplo:

La preocupacin de Aguirre por las libertades la llev, hace dos aos, a erigirse como madrina de la mafia de Miami, desviando cantidades del presupuesto pblico para cooperacin y desarrollo y entregndolo a terroristas que operan contra Cuba. Recibi un premio de esta organizacin por su miseria contrarrevolucionaria. Esa estrecha unin que tiene con la mafia de Miami la lleva a respaldar la concentracin en contra del pueblo cubano prevista para el 31 de enero en Madrid.

La fijacin de Esperanza Aguirre con Cuba es muy notable desde hace tiempo. El 23 de noviembre de 2008, durante la clausura del XI Congreso de Nuevas Generaciones del Partido Popular, celebrado en Las Rozas, en la que intervienen Jos Mara Aznar y ella, la presidenta de la Comunidad de Madrid dice a los participantes en el acto: Vosotros os habis atrevido a rechazar el relativismo moral y a decir que hay hroes como Miguel ngel Blanco y canallas como el Che Guevara, y eso no est de moda decirlo. Tambin anima a los jvenes de su organizacin a mantener la rebelda para llamar por su nombre a las dictaduras como la castrista o regmenes liberticidas como los de Chvez o Evo Morales.

Su obsesin por la isla ya le provoc una metedura de pata monumental en mayo de 20061: Dnde est Dulce, en Cuba? Por eso no ha venido?, le pregunt Aguirre a la madre de la escritora Dulce Chacn, fallecida en 2003, durante la inauguracin del colegio de Fuenlabrada que lleva el nombre de la escritora extremea. La madre de la autora de La voz dormida, lgicamente, no entendi aquella insensatez y, muy confundida, le tuvo que contestar: Mi hija muri. Quiz Aguirre confundi a Dulce Chacn con la escritora cubana Dulce Mara Loynaz, galardonada con el premio Nobel de Literatura, que falleci en 1997 y a quien la ilustrada presidenta del Gobierno regional madrileo deba de considerar poco afn al rgimen de Castro.

En la Puerta del Sol, el 1 de febrero de 2009, en primera lnea de la manifestacin apoyada por Aguirre y por su querido amigo el histrico lder anticastristra Carlos Alberto Montaner, aparecen varias decenas de miembros de dos organizaciones ultraderechistas: el Frente Nacional y Alternativa Espaola. Eminentemente racista y xenfobo, el Frente Nacional exige la preferencia nacional para los espaoles ante un puesto de trabajo, como se puede leer en su pgina web, y reclama medidas de represin policial ms duras contra la delincuencia provocada por la inmigracin. El grupo, que tiene intencin de presentar candidatos en las elecciones al Parlamento Europeo de junio de 2009, protagoniz en mayo de 2008 una manifestacin racista en el barrio madrileo de Salamanca en protesta por la cesin de edificios municipales a Casa rabe. Por su parte, Alternativa Espaola (AE) se ha dado a conocer por sus actos de intimidacin contra los trabajadores de clnicas de planificacin familiar en las que se practican abortos. Aunque la afluencia de manifestantes a la concentracin convocada por Aguirre es mnima, el acto recibe una extensa cobertura de palmeros habituales como la COPE y Libertad Digital.

Segn escribe Andrs Villena Oliver en su columna del peridico digital El Plural, Esperanza Aguirre ha apoyado con ms de medio milln de euros a grupos que han sido vinculados a atentados terroristas contra Cuba. Y aade:

Un estudio de las relaciones y conexiones de la lideresa madrilea y de Jos Mara Aznar con ciertos colectivos ultraderechistas residentes en Miami y tambin en Espaa confirman estas conjeturas. Quienes han hecho de la lucha contra el terrorismo etarra su principal activo electoral no han rechazado sentarse junto a quienes han consentido asesinatos masivos de ciudadanos cubanos.

Uno de los inventos de Carlos Alberto Montaner, el viejo amigo de Esperanza Aguirre que la acompaa en la manifestacin, es la Fundacin Hispano-Cubana, sucursal espaola de la Fundacin Nacional Cubano-Americana (FNCA), organizacin que, durante aos, financi y orient las actividades del terrorista Luis Posada Carriles, responsable de planificar el atentado contra un avin cubano que explot en pleno vuelo, el 6 de octubre de 1976, frente a las costas de Barbados, provocando la muerte de 73 personas2.

Desde que lleg a la presidencia de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre ha mantenido una estrecha relacin con el embajador de los Estados Unidos en Espaa durante los ltimos aos, Eduardo Aguirre que dej su cargo el mismo da que George Bush abandon la Casa Blanca, un duro a la hora de plantear cualquier tipo de relacin con Cuba. La presidenta del Gobierno regional siempre ha apoyado tambin el anticastrismo ms radical e incluso se ha enfrentado con otras figuras del Partido Popular proclives a posturas dialogantes en este asunto.

La Asociacin Iberoamericana por la Libertad (AIL), convocante de la manifestacin de la Puerta del Sol, es una variante local de la Fundacin Internacional para la Libertad. Estuvo tambin detrs del IV Foro Atlntico, celebrado en la Casa de Amrica de Madrid el 4 de julio de 2007, en el que participaron Mario Vargas Llosa y Fernando Savater. Entre el surtido de opositores a los regmenes actuales de Cuba, Venezuela y Bolivia que intervinieron en esta conferencia internacional, convocada bajo el ttulo de Un dilogo por la democracia y la libertad en Europa y Amrica, destacaron adems de Carlos Alberto Montaner, por supuesto Manuel Rosales, adversario de Hugo Chvez en las elecciones a la presidencia de Venezuela, su paisano el golpista Julio Borges, lder del partido opositor Primero Justicia, estrechamente vinculado a los intereses norteamericanos en Venezuela, y su socio Leopoldo Lpez, entonces alcalde de Chacao. Y detrs del sarao, Esperanza Aguirre apoyando el encuentro con dinero de los contribuyentes madrileos. Adems, ella fue la encargada de clausurar el encuentro.

Ana Botella y la subvencin desaparecida

La Fundacin Internacional para la Libertad, que organiza el acto, est dirigida por lo ms granado de la derecha estadounidense, espaola y latinoamericana, comenta El Confidencial Digital acerca de los padrinos de este desfile de portavoces de Washington. Durante su intervencin en el acto, lgicamente, Montaner se abstuvo de precisar su papel, durante los aos 60, como jefe de Accin y Sabotaje, seccin estudiantil del llamado Frente Revolucionario Democrtico y del grupo terrorista Rescate, de Manuel Antonio de Varona Loredo, alias Tony, cuando este agente de la CIA colaboraba con los capos mafiosos Sam Giancana y Johnny Rosselli. Tampoco habl de su presencia en una unidad cubanoamericana del Ejrcito estadounidense, donde recibi un adiestramiento especial, junto a varios personajes que luego participaron en actos de terrorismo o se convirtieron en agentes de la contrainsurgencia yanqui a lo largo de Amrica del Sur.

Entre los asesores de Montaner en la convocatoria de aquel evento celebrado en la Casa de Amrica se encontraba Marc Wachtenheim, miembro de la PanAmerican Development Foundation, una institucin que recibe su financiacin, de forma opaca, a travs de la Organizacin de Estados Americanos (OEA) y cuyos siete directivos son estadounidenses. Por su parte, la Fundacin Internacional para la Libertad (FIL), de Carlos Alberto Montaner, recibe financiacin de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) y de sus organizaciones afiliadas (NED, IRI), cuyos planes contra Cuba engras la Administracin Bush, en 2008, con 45 millones de dlares.

La FIL est integrada por elementos vinculados a instituciones norteamericanas de derecha fundamentalista, como el Cato Institute, la Heritage Foundation, el Manhattan Institute y la Atlas Research Foundation, y tambin por sus principales afiliados iberoamericanos, la Fundacin Iberoamrica. Europa FIE-Espaa, la Fundacin Libertad de Argentina, el Instituto Atlntico de Brasil, el Instituto Libertad y Desarrollo de Chile, el Centro de Estudios Legales de Chile, el Instituto de Polticas Pblicas de Ecuador y el CEDICE de Venezuela.

Una de estas entidades, la Fundacin Iberoamrica-Europa, salt a la fama cuando fue acusada de hacer desaparecer cientos de miles de euros en subvenciones de la Unin Europea destinados a un proyecto comunitario en El Salvador. La FIE estaba entonces presidida por Ana Botella, esposa del ex presidente del Gobierno espaol Jos Mara Aznar y actualmente concejala en el Ayuntamiento de Madrid. Esta organizacin fue creada por el ex portavoz del PP en el Congreso de los Diputados, Luis de Grandes, un personaje que, curiosamente, adems de compartir furor anticastrista con la presidenta de la Comunidad de Madrid, est tambin muy vinculado a los intereses inmobiliarios de la familia del marido de Esperanza Aguirre en la provincia de Guadalajara.

El evento organizado en 2008 en la Casa de Amrica es una versin reciclada de la primera conferencia de la FIL, que se celebr en 2002, cuando esa organizacin se beneficiaba de las bondades de la presidencia de Aznar y del rendido apoyo a los anticastristas de la ministra espaola de Asuntos Exteriores, Ana Palacio. El punto ms relevante de aquel histrico encuentro fue la intervencin del ex ministro chileno Hernn Buchi, quin exalt el golpe militar de Augusto Pinochet.

Esperanza Aguirre ha desarrollado una larga historia de amor con los ms destacados dirigentes de la comunidad cubana de Miami.

En abril de 2006 realiz un viaje a Florida, bastin de los ms extremistas enemigos del rgimen de la isla. All fue acogida triunfalmente por directivos de la Fundacin Nacional Cubano-Americana (FNCA), reducto organizativo de la familia Mas Canosa, cuyos jugosos y poco transparentes negocios con Jos Mara Aznar estn an pendientes de ser esclarecidos por la justicia espaola.

Poco antes de su viaje, Aguirre haba otorgado una subvencin de 239.100 euros a la Fundacin Hispano-Cubana (FHC), vinculada a la FNCA, que se sumaban a otros 150.000 euros de la Comunidad de Madrid recibidos tambin por esta misma entidad en 2004, provenientes de la partida de Fondos de Ayuda al Desarrollo. El Boletn Oficial nmero 45 del 22 de febrero de 2006 de la Comunidad de Madrid confirma esta escandalosa subvencin, que se otorga para el Desarrollo cvico y formativo en libertad, y anuncia posteriores planes de financiacin de programas y proyectos de cooperacin al desarrollo en Cuba. Nunca se supo con certeza a qu bolsillos fue a parar este dinero de los contribuyentes madrileos.

En 2007, Esperanza Aguirre rubrica su vieja amistad con Carlos Alberto Montaner otorgndole el Premio a la Tolerancia de la Comunidad de Madrid, galardn que el viejo colaborador de los servicios de inteligencia norteamericanos comparte con una respetable militante en defensa de los derechos de la mujer, la senegalesa Khady Koita. Aguirre obvia las convicciones racistas y machistas del intelectual de origen cubano, responsable de un notable escndalo en Estados Unidos, en 1990, por haber difamado a las mujeres puertorriqueas emigradas a la cuna del Imperio.

La estrecha y clida relacin entre Carlos Alberto Montaner y Esperanza Aguirre es anterior a la llegada de sta a la presidencia de la Comunidad de Madrid. En la biografa de la presidenta del Gobierno regional escrita por la periodista Virginia Drake3, cuando se relata la tensa noche que viven los dirigentes del Partido Popular, en su sede central de la madrilea calle de Gnova, el da de las elecciones generales de 1996 (finalmente ganadas por el PP por un ajustadsimo margen), se puede leer: Esperanza Aguirre sube a la sptima planta y sigue la noche de las elecciones muy cerca del despacho de Jos Mara Aznar, donde se rene con el resto de los dirigentes del partido y algunos amigos, como el escritor y periodista cubano, afincado en Espaa, Carlos Alberto Montaner.

El amigo Montaner

Pero quin es este entraable amigo de la presidenta de la Comunidad de Madrid? La historia comienza hace casi cincuenta aos. Tras la explosin de una bomba en la popular tienda Flogar, en La Habana, el 24 de diciembre de 1960, que provoca heridas a varios nios, Carlos Alberto Montaner es detenido por la polica cubana. El diario Hoy, del 30 de diciembre de 1960, citando a investigadores antiterroristas de la poca, seala que

el Frente Revolucionario Democrtico (FRD), organizacin contrarrevolucionaria subordinada a la CIA que dirige desde Miami Tony Varona, ha perdido unos agentes activos con el arresto, el da 26, del terrorista Carlos Alberto Montaner, en su domicilio de Calle 88.a, nmero 309, del exclusivo barrio habanero de Miramar, junto a dos cmplices, Nstor Manuel Piango Prez y Alfredo Carrin Obeso.

En el domicilio de Montaner, precisa el peridico, se ocup un maletn de lona, cuatro detonadores, un rollo de mecha, un pomo con tres barras de fsforo vivo, dos rollos de tape, cuatro cartuchos de municiones, dos pantalones verde olivo y dos camisas de miliciano. Segn el investigador canadiense Jean-Guy Allard, profundo conocedor de las actividades de los grupos anticastristas que tienen su base en Miami, en ese momento, aunque tiene slo 17 aos, Montaner ya ha desarrollado lazos con la CIA, por su vinculacin con el Movimiento de Recuperacin Revolucionaria (MRR).

Tras su detencin, las autoridades judiciales, teniendo en cuenta la edad de Montaner, deciden ingresarlo en el Reclusorio Nacional para Menores Torrens, de donde se escapa meses ms tarde, para refugiarse en la embajada de Honduras. All lo esperan con instrucciones de facilitarle un salvoconducto. Sale de Cuba con destino a Estados Unidos el 8 de septiembre de 1961.

Segn Jean-Guy Allard,

en su nueva patria, Montaner se alista en las Fuerzas Armadas y, a principios de 1963, est integrado en un grupo operativo de la CIA, en la academia norteamericana de Fort Benning, Georgia. Ah, coincide con Luis Posada Carriles, Jorge Mas Canosa, Orlando Bosch y otros futuros lderes de la mafia cubana de Miami. Despus de tres aos en Puerto Rico, el entonces oficial de la CIA Montaner es asignado a la Espaa de Francisco Franco, donde realiza varias tareas por cuenta de la compaa, siempre en colaboracin con la polica secreta espaola, sometida a las orientaciones de los servicios especiales estadounidenses. Se sabe que Montaner siempre mantuvo lazos muy fluidos con sus socios de Fort Benning: Orlando Bosch y Luis Posada Carriles, los fundadores del CORU, el grupo ms activo del terrorismo de Miami, y Jorge Mas Canosa, creador de la Fundacin Nacional Cubano-Americana, que asegur un apoyo financiero y logstico indefectible a Posada y sus mercenarios.

Unos meses despus de su salida de Cuba, bajo la proteccin de sus jefes de Miami, Montaner confirma al periodista ngel de Jess Piera, en una entrevista publicada en la revista Avance, el 27 de abril de 1962 texto recuperado, recientemente, por Ral Gmez en el peridico digital Rebelin, que perteneca a Rescate Estudiantil y revela al entrevistador que comparta la jefatura nacional de su grupo especial, Accin y Sabotaje, con Alfredo Carrin Obeso.

Jean-Guy Allard, autor, entre otros libros, de La conexin terrorista del FBI, seala que

el grupo de Carrin y Montaner fue creado por el agente operativo de la CIA E. Howard Hunt (implicado, posteriormente, en el caso Watergate), junto con Manuel Tony Varona, ex primer ministro y ex presidente del Senado cubano en la poca del dictador Fulgencio Batista, para desarrollar acciones terroristas contra la entonces naciente Revolucin. Montaner recordar que, a fin de ejecutar sus acciones, los miembros de Rescate Estudiantil, organizacin vinculada al grupo terrorista Frente Revolucionario Democrtico, de Tony Varona, se reunan en la casa de Carrin Obeso, en el 86-A esquina a 3.a, en Miramar. Esta casa est ubicada a slo una cuadra de distancia del lugar de residencia de Montaner donde fueron ocupados materiales explosivos.

Y contina:

Hay que recordar que las operaciones de la CIA en Cuba a principios de los 60 estn manejadas, desde la estacin JM/WAVE de Miami, por Ted Shackley. Tan identificado con la CIA se encontraba el FRD de Tony Varona, que el oficial Jack Esterline confirm, en una ocasin, que la Agencia confiaba al grupo terrorista la tarea de seleccionar sus reclutas para las mencionadas Unidades Militares Cubanas, de las cuales Montaner pretenda ser un lder.

Documentos norteamericanos desclasificados revelan cmo en Washington, el 22 de abril de 1961, el general Maxwell Taylor, encargado por el presidente John F. Kennedy de revisar las operaciones de la CIA relacionadas con Cuba, se rene con el fiscal general Robert Kennedy y un grupo de oficiales superiores de la Agencia, entre los cuales estn el general C. P. Cabell, C. Tracy Barnes, el coronel J. C. King y el propio Jacob Jack Esterline. El FRD es entonces mencionado como una pieza clave de las operaciones clandestinas de la CIA contra Cuba. Montaner no slo estuvo cerca de Varona, un hombre al servicio de la embajada norteamericana en La Habana ya antes de la Revolucin, sino que conservaba por l un profundo cario an bastantes aos despus de exilarse en Madrid. El 30 de octubre de 1992, el Miami Herald, al informar de la muerte del viejo colaborador de la CIA, destaca con qu emocin lo elogia Montaner, al igual que el jefe del grupo terrorista Alpha 66, Nazario Sargen.

Ya en Madrid donde se haba exiliado y fallecera el ex dictador cubano Fulgencio Batista, Montaner se convierte en el enlace principal entre la Fundacin Nacional Cubano-Americana (FNCA) y los polticos espaoles ms proclives a mantener una poltica dura frente a Cuba. Adems, Montaner hace de maestro de ceremonias en los viajes de stos a Miami. Por ejemplo, el 23 de septiembre de 1994, cuando Jos Mara Robles Fraga, entonces dirigente del Partido Popular, visita Miami, Carlos Alberto Montaner est all para recibirlo en el aeropuerto.

Y lo hace junto a Antonio Ton Llama, director de la FNCA. Este mismo personaje es, adems, el propietario del barco terrorista La Esperanza, interceptado en 1998 en Puerto Rico. Llama confesara ms tarde, en junio del 2006, haber comprado tambin, por cuenta de la FNCA, helicpteros teleguiados con la intencin de bombardear un mitin que se iba a celebrar en la habanera Plaza de la Revolucin.

Con la llegada al poder de Jos Mara Aznar, cuya maquinaria electoral fue engrasada por sus socios de Miami a cambio de privilegios financieros en Espaa (ah est la venta fraudulenta de Sintel), Montaner colabora estrechamente con la Fundacin Hispano-Cubana (FHC). Bajo la presidencia de Aznar, Montaner y su agencia de contrainformacin prosperan, conectndose a una red de diarios sudamericanos alineada en la Sociedad Interamericana de Prensa, la asociacin de editores de las oligarquas del continente, creada por el difunto agente de la CIA Jules Dubois. En 2006, el nombre de Montaner aparece en una lista de periodistas de Miami que alquilan su pluma al Office of Cuba Broadcasting (OCB) el barco madre de Radio y TV Mart, la maquinaria de propaganda anticubana del Gobierno norteamericano.

Casi medio siglo despus del comienzo de sus aventuras con el FRD y la CIA, Montaner, que acaba de cumplir 65 aos, se pasa hoy el tiempo conspirando contra el rgimen cubano, alentado por su amiga Esperanza Aguirre. Vive a caballo entre Madrid posee una casa cerca del Retiro y Miami, donde es titular de otra vivienda, situada en Brickell Avenue. Desde su creacin bajo el Gobierno de Ronald Reagan, la Fundacin Nacional Cubano-Americana (FNCA) ha conservado siempre lazos polticos extremadamente fuertes con cada presidente norteamericano y con los ms destacados dirigentes tanto de los republicanos como de los demcratas.

De Aznar a Esperanza Aguirre

El ex presidente del Gobierno espaol Jos Mara Aznar no es ajeno a las actividades de la Fundacin Nacional Cubano-Americana (FNCA). Aznar se reuni, en 1995, antes de ser presidente, con el propietario de la embarcacin donde viajaban, con todo un arsenal, los cuatro miembros del comando que, segn ellos mismos reconocieron al FBI norteamericano, tenan el objetivo de asesinar al presidente cubano, Fidel Castro, durante la VII Cumbre Iberoamericana, en isla Margarita. El individuo era el citado Jos Antonio Llama, miembro de la FNCA, presidida entonces por el fallecido Jorge Mas Canosa.

Llama era, segn los dirigentes de la Fundacin, el responsable del llamado Bur Espaa; es decir, el encargado de las gestiones con el Partido Popular y, desde el triunfo de Aznar en las elecciones de 1996, directamente con el Gobierno de Espaa. La definitiva formalizacin de las relaciones entre el PP y la FNCA tuvo lugar aquel mismo ao 1995, durante un encuentro en la sede del PP, en la madrilea calle de Gnova. El testimonio que ms claramente acredita la existencia de esa reunin es una foto en la que aparecen Guillermo Gortzar (marido de la ministra de Cultura de Aznar Pilar del Castillo), diputado del PP y responsable de la poltica del partido sobre Cuba, el propio Jos Mara Aznar, Jorge Mas Canosa y Jos Antonio Llama. A ste se le puede ver estrechando la mano de Aznar4.

Poco despus, en noviembre de 1995, Jos Mara Aznar comi en Miami con los dirigentes de la FNCA y viaj a El Salvador y Costa Rica en el avin particular de Jorge Mas Canosa, acompaado por su hijo, Jorge Mas Santos. Fruto de estos encuentros fue el inicio de las gestiones para poner en marcha en Espaa una fundacin sucursal de la FNCA. Es decir, la Fundacin Hispano-Cubana (FHC), de la que Guillermo Gortzar sera fundador y cabeza visible. Jos Antonio Llama y Mas Canosa formaban parte del patronato fundador.

En la propia sede del PP en Gnova se recogeran las invitaciones para la presentacin de la FHC en la Casa de Amrica, reducto habitual de los anticastristas que actan en Madrid. Jos Antonio Llama form parte, segn la propia FNCA, de la llamada Brigada 2506, que cay derrotada en baha de Cochinos, en abril de 1961, durante la fallida invasin de Cuba patrocinada, financiada y dirigida por la CIA norteamericana. La comprobacin de que el barco utilizado para intentar perpetrar el atentado contra Fidel Castro en isla Margarita era propiedad de Jos Antonio Llama supuso la confirmacin de que Aznar mantena contactos no slo con el FNCA, sino, en concreto, con personajes implicados en acciones criminales.

El 9 de febrero de 1996, pocos meses antes de las elecciones generales que lo van a llevar a La Moncloa, Jos Mara Aznar patrocina, en Madrid, una reunin del Grupo de Trabajo sobre Cuba. El encuentro tiene como objetivo coordinar iniciativas de respaldo a las fuerzas que luchan por democratizar la isla. La organizacin de las jornadas corre a cargo de la Fundacin Nacional Cubano-Americana (FNCA), de Mas Canosa y Montaner, y en ellas participa un invitado de excepcin: Richard Nuccio, veterano analista de los servicios de informacin de los Estados Unidos especializado en asuntos centroamericanos y, en ese momento, asesor del presidente Bill Clinton para los temas cubanos.

El propsito de Aznar y su squito no es precisamente filantrpico: el objetivo es obtener dinero del minoritario pero enriquecido lobby cubano, que tiene gran poder y enorme influencia en la Casa Blanca y el Pentgono. A cambio del apoyo financiero, Aznar se compromete a enfriar las relaciones del Estado espaol con el Gobierno de Cuba cuando ascienda a la presidencia del Gobierno. En ese momento, Jorge Mas Canosa y Carlos Alberto Montaner han dejado de lado sus viejas rencillas personales para trabajar juntos en la creacin de un lobby cubano en Espaa, al calor del Gobierno del PP, siguiendo el modelo de la FNCA en Estados Unidos. Mas Canosa pone el dinero y Montaner asegura sus contactos polticos con la derecha espaola. Miami se empieza a convertir en un lugar de referencia para un importante sector del PP4.

Poco antes de que Aznar llegue a la presidencia del Gobierno espaol, el 1 de abril de 1996, en plena campaa electoral y con las Cortes disueltas, tiene lugar una oscura operacin, la venta de la firma Sintel (Sistemas e Instalaciones de Telecomunicacin) una pieza codiciada del grupo Telefnica a la empresa norteamericana MasTec Internacional, propiedad del jefe de la FNCA, Jorge Mas Canosa. Sintel gozaba de una aceptable situacin econmica una facturacin anual de 50.000 millones y de un ms que envidiable patrimonio cuando cay en manos de Mas Tec. Los tentculos de Sintel se extendan tambin a Iberoamrica: contaba con clientes en Chile, Argentina y Venezuela. Jorge Mas Canosa consigui que el entonces presidente de Telefnica, Cndido Velzquez, aceptara venderle la empresa por una cantidad exigua: 4.900 millones de pesetas. El propietario de Mas Tec slo entreg 650 millones al firmar el contrato, ya que Telefnica le consinti abonar el resto en cmodos plazos. Todo fueron facilidades para el cubanoamericano: Telefnica se comprometi a contratarle trabajos valorados en 75.000 millones durante tres aos.

La descapitalizacin de Sintel se hizo patente poco despus, cuando Telefnica se qued con todos sus inmuebles en Madrid por precios sensiblemente inferiores a los de mercado. La muerte del patriarca de la FNCA, en noviembre de 1997, marc el principio del fin de Sintel. Al frente de esta empresa y de la FNCA le sustituy su primognito, Jorge Mas Santos. Los sindicatos espaoles siempre calificaron la operacin de venta de Sintel de fraudulenta y opaca, y, de hecho, presentaron ante la Fiscala Anticorrupcin una demanda contra los antiguos gestores, a los que acusaron de vaciar la empresa. Finalmente, Sintel present suspensin de pagos, entr en barrena, con sus 1.808 trabajadores sin cobrar las nminas y acampados en el centro de Madrid.

En 2001, Jos Mara Aznar, con el respaldo de su entonces ministro de Asuntos Exteriores, Josep Piqu, invita a visitar Miami a los reyes de Espaa, a quienes rene, en la Casa de Vizcaya, con El Baby Mas Santos, Pepe Hernndez y el propio Ton Llamas. Y tras perder el poder, en 2004, Aznar vuelve a Florida para ser homenajeado por sus socios de Miami con una fastuosa cena a 100 dlares por cubierto en el hotel Biltmore, de Coral Gables.

Esperanza Aguirre, por su parte, tambin se aficiona a visitar Miami. En abril de 2006, el evento clave de la gira de la presidenta de la Comunidad de Madrid por el sur de Florida es la recepcin que protagoniza en la sede del Instituto de Estudios Cubanos y Cubano-Americanos (ICCAS) de la Universidad de Miami, financiado por la empresa Bacard y la agencia norteamericana USAID, en ese momento dirigida por el funcionario cubanoamericano Adolfo Franco, ahora implicado en un escndalo de desfalco. El ICCAS est entonces dirigido por Jaime Suchlicki, un ex analista de la Agencia Central de Inteligencia. En ese viaje, Aguirre se rene, adems, con la cpula del extremista Cuban Liberty Council (CLC). Segn Jean-Guy Allard, la presidenta del Gobierno regional madrileo regresa a Espaa llevando en sus maletas un singular regalo: una pintura de Luis Posada Carriles.

El Miamigate y la querencia de los alcaldes de Esperanza Aguirre por Florida

Dentro de las investigaciones realizadas en el marco de la Operacin Grtel, Baltasar Garzn ha tomado declaracin a Guillermo Martnez Lluch, director de la oficina de Bancaja en Miami e imputado por el juez. En esta sucursal bancaria haba varias cuentas vinculadas al empresario Francisco Correa, presunto cabecilla de la trama corrupta. Segn parece, Correa tena importantes intereses en el estado norteamericano de Florida. Hace seis meses, el director de la sucursal, Martnez Lluch, decidi cancelar dos de esas cuentas.

El diario Levante recuerda que, el 24 de abril de 1998, Bancaja celebr con mucha pompa, en el restaurante Rusty Pelican, de Key Biscayne, la apertura de su agencia en Miami. Segn este peridico, la institucin bancaria valenciana eligi para instalarse en Florida el 801 de Brickell Square, la lujosa avenida de Miami donde acampan los grandes bancos. Desde entonces, la marcha de la entidad valenciana ha sido imparable. Abri con 10 empleados y ahora son casi 40 los trabajadores a las rdenes de Guillermo Martnez Lluch, su director.

La imputacin de Martnez Lluch en el caso Grtel est vinculada con los negocios del empresario Francisco Correa, quien segn se sospecha manej en la sucursal bancaria de Bancaja en Miami las cuentas de varios de los dems encausados. Al parecer, Correa tena ya establecido un slido crculo de relaciones en Miami, donde alardeaba de su amistad con Jos Mara Aznar y de sus estrechos vnculos con el PP para abrirse puertas. Parte del dinero lo invirti en propiedades inmobiliarias en Miami y en la construccin de tres edificios por valor de cuatro millones de euros. Segn el diario Levante, Francisco Correa tiene inversiones millonarias en Miami y en todo el estado de Florida. El cabecilla de la trama corrupta vinculada a la Comunidad de Madrid ha participado en desarrollos de proyectos urbansticos y ha adquirido propiedades inmobiliarias en la zona de Jade Beach.

Segn el auto de Garzn, mientras que otros subalternos trabajaban en las estrategias de ocultamiento de las operaciones financieras, mediante testaferros y la apertura de cuentas en parasos fiscales, la funcin prioritaria de Correa era la valoracin de posibles negocios en distintos sectores y negociar de forma directa un proyecto de negocio y supervisar su ejecucin en pases (sic) como China, Azerbaiyn y Miami. Desde cuentas bancarias en Suiza y Miami la organizacin enviaba fondos a Colombia y Brasil para canalizar sus inversiones. Correa contaba con la ayuda de su hombre de confianza, Pablo Crespo Sabars, quien fue encargado de negociar la posibilidad de participar en explotaciones petroleras como socio capitalista a travs de una empresa que acta en Miami. Crespo fue secretario de organizacin del PP de Galicia.

Pablo Crespo adquiri cuatro apartamentos en un edificio colonial del casco histrico de la ciudad colombiana de Cartagena de Indias (el vicepresidente de Esperanza Aguirre, Ignacio Gonzlez, la conoce bien), siguiendo rdenes de Correa.

Tambin estaba a cargo de tramitar de forma fraudulenta la residencia de Correa en Panam. La organizacin operaba con 23 empresas, entre las cuales las ms conocidas eran Special Events, Orange Market, S. L. y Odiseas Servicios 2001, S. L. Estas firmas estaban controladas por una estructura de corporaciones en Inglaterra y Holanda, en las que participaban sociedades creadas en parasos fiscales, seala Garzn. La superposicin de sociedades era un mecanismo diseado para el ocultamiento de la identidad de sus verdaderos gestores.

Para sus negocios en Miami y Latinoamrica, Correa tena otro delegado, adems de Crespo: su primo Antoine Snchez, tambin detenido. El papel de Snchez era instrumental y, a cambio de su participacin, recibi diversos pagos y el ofrecimiento de Correa de cederle alguna participacin en negocios de fibra ptica en Cuba y en actividades tursticas en Colombia.

Correa ha viajado varias veces a Miami acompaado de polticos del PP, entre otros el alcalde de Boadilla del Monte, Arturo Gonzlez Panero, y Jos Galeote, concejal de esa localidad madrilea entre 1995 y 2003 y padre del eurodiputado del PP Gerardo Galeote. Este ltimo tambin ha sido imputado por Garzn, como implicado en la red corrupta que ha aflorado a raz de la Operacin Grtel. El magistrado de la Audiencia Nacional atribuye a Gerardo Galeote y al tesorero del PP, Luis Brcenas, la posible percepcin de casi dos millones de euros en sobornos y considera a ambos parte de la trama empresarial creada por Correa en torno a la actividad del PP, tanto la organizacin de eventos del partido como la obtencin irregular de contratos en las administraciones pblicas controladas por los populares.

En uno de los listados remitidos a la Fiscala Anticorrupcin consta que el alcalde de Boadilla del Monte, Arturo Gonzlez Panero, viaj a Miami el 18 de abril de 2002, junto a Francisco Correa. Un resguardo del billete de avin confirma que viajaron en primera clase. Junto a ellos tambin vol hasta Florida el entonces concejal del PP Jos Galeote.

Al llegar a Miami, alquilaron un coche y se alojaron en un hotel de lujo. Su intencin era comprar. Posteriormente, Gonzlez Panero volvi a Florida, esta vez acompaado por su mujer, Elena Vilarroya, y su amigo Javier del Valle, propietario de la empresa Renta 4. El 14 de julio de 2003, el alcalde y Francisco Correa coincidieron de nuevo en Miami. Los registros de la propiedad de esta ciudad norteamericana ya reflejaban el nombre de Correa y de algunas de sus empresas, pero a partir de esos viajes del cabecilla de la trama y de Gonzlez Panero empez a quedar constancia de las compras realizadas por personas con los mismos nombres que el alcalde de Boadilla del Monte y algunas de sus personas de confianza. Segn el informe remitido a los fiscales, hay al menos nueve propiedades registradas a nombre de Arturo Gonzlez en Miami. Un patrimonio evaluado en 2.200.000 dlares.

Los propios investigadores reconocen que el sistema de funcionamiento del registro de Miami dificulta las identificaciones de este tipo, pero sealan: Es importante destacar que en la pgina 2 de uno de los documentos, doa Mara C. Rodrguez figura con una direccin (5953 W 28 Ave.) que es la que posteriormente utiliza D. Arturo Gonzlez como comprador. Mara del Carmen Rodrguez era la esposa de Francisco Correa y est tambin imputada por su participacin en la trama de corrupcin investigada en la Operacin Grtel.

En el registro de la propiedad de Miami aparece un Francisco Correa comprador de un inmueble en el 2800 de Townhome Residential ,y tambin constan los nombres de personas que se llaman Guillermo Ortega, Miguel ngel Valds o Javier del Valle, como, respectivamente, el ex alcalde de Boadilla del Monte, el ex alcalde de Majadahonda, el marido de la teniente de alcalde de Boadilla, Beln Hmera, y el amigo de Arturo Gonzlez Panero de la empresa Renta 4 que viaj con l a los Estados Unidos. Todos ellos formaban parte del denominado Club de Miami.

Notas:

1 El Pas, 23 de mayo 2006.

2 Luis Posada Carriles ha sido identificado como el principal planificador y autor intelectual, junto a Orlando Bosch, del atentado contra el vuelo 455 de Cubana de Aviacin en 1976. Ambos fueron detenidos en Caracas y sometidos a proceso judicial, junto a Hernn Ricardo y Freddy Lugo, autores materiales del atentado.

Entre 1976 y 1985, Posada Carriles permanece preso en una crcel venezolana a la espera del fallo de un dilatado proceso judicial. El 18 de agosto de 1985, durante un cambio de guardia, sale por la puerta de la prisin. Despus de permanecer 15 das en Caracas, es trasladado a Aruba en un barco camaronero. De all viaja, en un avin privado, a Costa Rica y posteriormente a El Salvador. Toda esta operacin est financiada por la Fundacin Nacional Cubano-Americana (FNCA) e, indirectamente, por la estadounidense Agencia Central de Inteligencia (CIA). Despus, Posada Carriles se incorpora, en la base area de Ilopango, al grupo que organiza los suministros para la contrarrevolucin nicaragense y forma parte de la red de trfico de armas controlada desde Washington por Oliver North, asesor para la seguridad interna del entonces presidente de Estados Unidos, Ronald Reagan. En 1992, la FNCA crea un ala militar, encargada de preparar y ejecutar acciones terroristas contra Cuba y sus principales lderes. En estas tareas participan activamente los hermanos Guillermo e Ignacio Novo Sampoll y Luis Posada Carriles. El 5 de noviembre de 2000, Posada llega a Panam con pasaporte salvadoreo a nombre de Franco Rodrguez Mena, uno de sus alias, para organizar un atentado con explosivos en el paraninfo de la Universidad Nacional, donde est previsto un discurso de Fidel Castro. Funcionarios panameos encuentran explosivos en su poder y arrestan a Posada, junto a Gaspar Jimnez Escobedo, Pedro Remn y Guillermo Novo Sampoll. En abril de 2004, los implicados en el caso son condenados a penas entre ocho y cuatro aos de crcel, y cuatro meses despus la entonces presidenta de Panam, Mireya Moscoso, los indulta. De madrugada, tomando extremas precauciones, son sacados de la prisin El Renacer y conducidos al aeropuerto de Albrook, donde embarcan en una avioneta que los lleva hasta el aeropuerto de Tocumen. All toman un jet particular que parte con rumbo a Honduras, donde se queda Posada Carriles, mientras los otros siguen vuelo hacia Miami. El 4 de mayo de 2005, el embajador de Venezuela en Washington, Al Rodrguez, pide a los Estados Unidos que se cumplan los acuerdos firmados y se extradite a Posada Carriles para que sea juzgado en Caracas. Actualmente, Luis Posada Carriles se encuentra en libertad en los Estados Unidos.

3 Virginia Drake, op. cit.

4 Pascual Serrano, Implicacin de los anticastristas de Miami en los crmenes de Pinochet, Rebelin, 10 de febrero de 2000.

Noticia relacionada

Novedad Editorial La lidere S.A. , de Alfredo Grimaldos


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter