Portada :: Mentiras y medios :: Opinin
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 21-12-2004

SER y COPE: dos mentiras en una

Cynthia Marin
Colectivo Cdiz Rebelde


Como en las malas pelculas de Hollywood, esas que cual marines invaden pantallas de televisin y cine para transmitirnos sus valores y en donde desde el primer fotograma queda claro quienes son los buenos, los guapos y ricos, que casualmente sern los triunfadores en el ensimo guin dirigido a mentalidades adolescentes de ocho a noventa aos, y que por mera lgica dialctica, necesitan el contraste con los malos, feos, pobres y perdedores, para que el gran pblico no se pierda y se sienta contento de haberse conocido, los dos medios mayoritarios (al decir de la Encuesta General de Medios) de la radio espaola, la cadena SER y la COPE, andan en una grea que tiene ms de opereta bufa, de mentira y razones empresariales, que de causas ideolgicas.

Este reparto de papeles, los unos con la clientela afn al PSOE y los otros con la del PP, les lleva a poder ofrecer a las agencias de publicidad una masa potencial de ms del ochenta por ciento de electorado/consumidor. Sus periodistas, (al igual que los actores y actrices que al terminar la funcin se desprenden del maquillaje, el vestuario, y se van a casa con un salario por el trabajo bien hecho), reviven cada jornada un juego con cartas marcadas, eso s, todo en nombre de la libertad, la pluralidad, la democracia, y cuanto sustantivo hagan falta para convertir su farsa en algo incuestionable. A un lado en el escenario el progresismo, la izquierda nica posible, lo moderno, lo intelectualmente avanzado contra la derecha de siempre, la iglesia, y los valores conservadores. Ambas emisoras, sin embargo, esconden las similitudes, las coincidencias de la suma de valores que hacen posible que tanto la SER como la COPE sean la misma moneda de un sistema que se apuntala en la defensa sin matices del capitalismo y la economa de mercado (cmo sino iban a entenderse  los beneficios que obtiene la empresa de Polanco y la Iglesia catlica); de la monarqua como forma de Estado (aunque los negocios de empresas afines a Polanco hagan a la SER ms borbnica que la propia COPE, quin lo dira); de la integridad del territorio nacional (negando sin matices el derecho democrtico de los pueblos del estado espaol a decidir sobre su propio futuro); del europeismo ms mentiroso (los unos con argumentos interesados de unidad contra Bush y los otros como un frente de unidad contra la invasin morisca que se nos viene); de la aplicacin de leyes restrictivas contra las libertades (escondidas en el pomposo y eufemstico nombre de Pacto por la libertades y contra el terrorismo); de la dependencia del poder judicial al legislativo (ambos sectores se reparten, sin pudor, nombramientos en el Consejo General del poder judicial); del apoyo a privatizaciones y terciarizaciones (en detrimento de lo pblico y el papel del Estado); de la precariedad laboral y el desmantelamiento industrial (leyes  que hacen posible contrataciones a la carta por parte de un empresario siempre hambriento de beneficios y fomento de prejubilaciones como nica salida para empresas con beneficios pero con deseos de ahorrar costes laborales); de deslocalizaciones y trabas a los inmigrantes (los capitales s pueden ir al tercer mundo a buscar mano de obra barata, pero los trabajadores de esos pases no pueden circular libremente por el mundo);  de...

Este teatro tiene actores principales: en la COPE los tres tramos horarios bsicos lo cubren un envalentonado y fascista Federico Jimnez Losantos en la maana, una religiosa integrista Cristina Lpez en la tarde y un tal Csar Vidal con un simplismo que asusta, que junto a sus tertulianos dirigen su metralla lingstica y nocturna para satisfacer a lo ms reaccionario de la sociedad cvico-militar. Orlos a los tres es un ejercicio que acerca al vmito, pero hacen su labor con eficacia, juntan a la derecha toda, dan lnea y nimos a los dirigentes y afiliados y votantes del PP y ensean ms de dos millones de oyentes a las agencias de publicidad que, como decamos arriba, es de lo que se trata a la postre. En la SER la maana la dirige Iaki Gabilondo, empeado en que sus amigos le den premios y en vender subjetivismo militante pro PSOE, eso s, en papel de celofn con forma de independencia, pretende sedarnos con su voz paternal y sus ideas talibanes de, o yo o los reaccionarios, que tan buen resultado le ha dado a su bolsillo y al de sus jefes. Gemma Nierga en la tarde es la modernidad ms in, igual est junto a presos comunes que con intelectuales de la talla de Boris Izaguirre, que se re y chilla ante cualquier estupidez; la condicin sine qua non para ir a su tarde y ser un buen ciudadano es ser progresista, ella le explicara de un modo simple en qu consiste eso: votar al PSOE. La noche es para Carlos Llamas, que tiene la labor de hacer balance de la jornada intentando que quede claro los buenos que son los del gobierno y lo malos y fachas que somos todos los que no estamos de acuerdo con sus obviedades. Orlos a los tres es un ejercicio que acerca al vmito, pero hacen su labor con eficacia, juntan al progrero todo, dan lnea y nimos a los dirigentes y afiliados y votantes del PSOE y ensean ms de cuatro millones de oyentes a las agencias de publicidad, que como decamos un poco ms arriba es de lo que se trata a la postre.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter