Portada :: Palestina y Oriente Prximo
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 05-10-2009

La patologa del mal

Gilad Atzmon

Traducido para Rebelin por Marwan Prez


El discurso del primer ministro Netanyahu en la ONU es un gran indicador de la mentalidad de los israeles, su psique y su lgica. En su discurso, Netanyahu, un prolfico y carismtico orador, da aire a sus inclinaciones genocidas, trae a la luz la supremaca de Israel e incluso nos permite detectar algunos puntos inestables y vulnerables del corazn de la narrativa nacional juda. La lectura del discurso de Netanyahu deja muy claro que tanto la Shoa sionista como las narraciones de la "tierra prometida" estn al borde del colapso. Parece como si el desacreditado presidente iran Ahmadinejad haya logrado tener xito despus de todo.

No te metas con nuestra Shoa

Los israeles aman su Shoa, y la venta del producto propagandstico (Hasbara) sin duda es lo mejor para la Shoa. Que de alguna manera les permite matar en masa indiscriminadamente, mientras insisten que son ellos las vctimas.

"Fui a una casa en un suburbio de Berln llamado Wannsee", dijo Netanyahu. "All, el 20 de enero de 1942, despus de una comida abundante, altos funcionarios nazis se reunieron y decidieron la forma de exterminar al pueblo judo".

Primer ministro Netanyahu, si est realmente interesado en los planes de exterminio" no tiene que viajar a Wannsee, Berln. Todo lo que tiene que hacer es visitar su sede de las FDI (fuerzas de defensa israeles) en Tel Aviv. Sus comandantes en jefe le guiarn a travs de lassoluciones de las FDI para los palestinos. Al fin y al cabo, es su ejrcito quien rodea a los palestinos con alambre de pas, son ustedes los que mantienen a la poblacin civil bajo asedio, con un suministro inadecuado de alimentos y medicinas. Es su ejrcito quin utiliz armas de destruccin masiva en los barrios ms densamente poblados del planeta. Aunque el verdadero significado de la "Solucin Final nazi" (Die Endlsung) sigue siendo discutido por los historiadores, que no se ponen de acuerdo en ello realmente, la verdadera realidad de la solucin criminal israel ha sido vista por todos nosotros.

Sin embargo, es casi divertido ver al primer ministro Netanyahu apresurarse a defender la narrativa del Holocausto sionista. En cuanto a presentar el protocolo de la conferencia de Wannsee en la Asamblea de las Naciones Unidas, da una clara impresin de que el primer ministro israel cree que la Shoa necesita de una urgente inyeccin de credibilidad. Por primera vez, la Shoa est en la defensa.

"Aqu hay una copia de los planes de Auschwitz-Birkenau, donde fueron asesinados un milln de judos. Es esto tambin una mentira?", pregunta el primer ministro de Israel.

Primer ministro Netanyahu, me permito sugerirle que no hay un solo humanista que se preocupe por el nmero exacto: si fueron uno o cuatro millones de judos quienes murieron en Auschwitz, nadie pone en duda que el campamento era un lugar horrible. Sin embargo, dos preguntas deben ser contestadas de una vez por todas: cmo es que los judos, que tanto sufrieron durante la guerra, lograron participar en un crimen racista colosal contra los palestinos (la Nakba de 1948) tan slo tres aos despus de la liberacin de Auschwitz? Cmo es que los dirigentes israeles, tan sensibles al sufrimiento judo, se las arreglan para negar el dolor que infligen a millones de palestinos?

Ms all de la supremaca

El sionismo como movimiento nacional fracasa al no respetar a otros movimientos nacionales y populares. Parece que Netanyahu no respeta el pueblo iran ni a su rgimen. "Donde quiera que pueden imponen una sociedad atrasada no reglamentada, donde las mujeres, las minoras, los homosexuales o cualquier persona no considerada un verdadero creyente es brutalmente subyugada".

Primer ministro Netanyahu debe saber que la ley judaica no es muy diferente del Islam en estas cuestiones. Tambin hay que recordar que es en su pas donde los homosexuales fueron asesinados en la calle hace un mes. Es casi divertido que Netanyahu elija equiparar a Irn con la barbarie y la edad media por su trato a las minoras. En lo que se refiere a las minoras, el estado judo es en realidad el lugar ms oscuro en este planeta. En la mitad de la tierra prometida de Netanyahu la poblacin no puede participar en el juego democrtico slo por no ser judo.

Israel, segn Netanyahu, es la encarnacin de la modernidad occidental

"Nosotros (los occidentales) descifraremos el cdigo gentico. Curaremos lo incurable. Alargaremos nuestras vidas. Encontraremos una alternativa barata a los combustibles fsiles y limpiaremos el planeta. Estoy orgulloso de que mi pas, Israel, est en la vanguardia de estos avances.

Debo admitir que no estoy en absoluto impresionado por los logros cientficos o tecnolgicos de Israel. Tampoco he visto ninguna prueba de los intentos de Israel para salvar a la humanidad o incluso al planeta. De hecho todo lo que veo es justamente lo contrario. Sin embargo, si Netanyahu acoge con satisfaccin el progreso cientfico, debe ser el primero en apoyar el proyecto nuclear iran. Como todos sabemos, este no parece ser el caso. l, por alguna razn, piensa, al menos a nivel regional, la energa nuclear y las armas deben seguir siendo nicamente propiedad juda.

Netanyahu sostiene que "si el fanatismo ms primitivo pueden adquirir las armas ms mortferas, la marcha de la historia podra revertirse por un tiempo."

Netanyahu puede estar en lo correcto, pero hay que sealarle que lo anterior se aplica a Israel ms que ningn otro pas, estado o sociedad. Hasta el momento ha sido el estado judo quien ha derramado armas de destruccin masiva contra la poblacin civil encarcelada. Es el estado judo el que nos est arrastrando a todos con su fanatismo primitivo bblico de ojo por ojo. Como si esto no fuera suficiente, son tambin EEUU y Gran Bretaa quienes ponen en marcha guerras ilegales orquestadas por sionistas, y permitidas por neoconservadores y recaudadores de fondos. Esta guerra ha costado ms de un milln de vidas hasta ahora.

Sin embargo, por una vez estoy de acuerdo con Netanyahu:

"La mayor amenaza que enfrenta el mundo hoy", dice, "es la unin entre el fanatismo religioso y las armas de destruccin masiva".

De hecho, nadie podra describir mejor el peligro que representa el estado judo y el sionismo. Israel es de hecho un matrimonio mortal entre el barbarismo genocida del Antiguo Testamento, el fanatismo sionista y un enorme arsenal de armas de destruccin masiva, qumicas, biolgicas y nucleares, que ya han sido parcialmente puestas en accin.

Sabbath goyim

Al igual que otras operaciones sionistas en todo el mundo, Netanyahu est convencido de que los goyim deben luchar en las guerras judas.

"Sobre todo, ser la comunidad internacional la que impida que el rgimen terrorista de Irn desarrolle armas atmicas, poniendo en peligro la paz del mundo entero?"

En realidad quisiera hacer hincapi en que Netanyahu est totalmente equivocado aqu. Si las Naciones Unidas estn interesadas en llevar la paz a esta regin y al mundo, es esencial ayudar a Irn a desarrollar su proyecto nuclear e incluso una capacidad nuclear militar. Esto parece ser lo nico que puede frenar el entusiasmo expansionista del letal imperio de habla inglesa como lo muestran sus recientes intervenciones en Irak, Pakistn y Afganistn. Sin duda detendra a los sionistas de mejorar sus sntomas a expensas de sus vecinos.

Despus de la exitosa transformacin de los ejrcitos estadounidenses y britnicos en una fuerza subordinada a Israel, Netanyahu parece esperar que la ONU siga y consiga cumplir el mismo rol. "Hamas", dice, "ha disparado desde Gaza, miles de misiles, morteros y cohetes contra ciudades israeles cercanas. Ao tras ao, ya que estos misiles fueron lanzados deliberadamente a nuestros civiles, ni una sola resolucin de la ONU se aprob para condenar los ataques criminales."

Supongo que alguien debera recordar a al primer ministro de Israel que el conflicto entre Hamas e Israel no es exactamente una disputa internacional, que Palestina no es un Estado soberano y Gaza no es ms que un campo de concentracin gestionado por Israel. En otras palabras, el sentido prctico de la cuestin es simple. La ONU slo debera ocuparse de los crmenes de guerra y los crmenes contra la humanidad cometidos por Israel, sus lderes y su ejrcito. No est la ONU para emitir juicios sobre los oprimidos.

Fantasas de crmenes masivos

En poco tiempo Netanyahu menciona a sus mentores ideolgicos y el centro de su inspiracin letal

"Cuando los nazis dispararon a ciudades britnicas en la Segunda Guerra Mundial..." En realidad los aliados estabilizaron las ciudades alemanas causando cientos de miles de vctimas ... Por estas retorcidas normas el Consejo de Derechos Humanos habra arrastrado a Roosevelt y a Churchill como criminales de guerra. Lo que es una perversin de la verdad. Lo que es una perversin de la justicia. Delegados de las Naciones Unidas, aceptarais esta farsa? "

Netanyahu est casi en lo correcto. En su relato de la 2 GM seguramente admite que Israel sigue y las tcticas de asesinatos en masa de Churchill y Roosevelt. Pero seguramente no se da cuenta de que si fuera bajo los parmetros de tica y justicia (en lugar de la sucia poltica habitual) Roosevelt y Churchill habran sido acusados de crmenes de guerra en la ms severa escala. Sorprendentemente, Netanyahu fracasa ante la ms obvia trampa legal equiparando la actividad israel con los actos de bombardeo de alfombra en gran escala. Para aquellos que no lo ven tan claro, esto es una seal de peligro, una luz roja parpadeante. En la percepcin de la realidad de Netanyahu bombardear pases y pueblos es un acto justificable. Roosevelt y Churchill parecen ser su derecho moral. De hecho, estas declaraciones son suficientes para dejar claro a todo ser humano razonable que Israel es una entidad genocida capaz de llevar nuestra civilizacin a un final devastador.

Este es una llamada de atencin: no es slo para los palestinos o los iranes. Se trata en realidad de todos nosotros.

Bibi * el hacedor de Paz

Por ahora, el premier israel est dispuesto a declarar su mantra de la paz judeo cntrica. "Seoras y seores, todos israeles quieren la paz". Sin embargo, en lo que respecta a las estadsticas, hemos sabido recientemente que el 94% de los judos de Israel aprobaron tambin el bombardeo de alfombra de sus vecinos de al lado. Es imposible no ver una clara discrepancia entre las palabras de los "amantes de la paz" y la realidad asesina.

"Pedimos a los palestinos a hacer finalmente lo que se han negado a hacer durante 62 aos: Decir s a un estado judo".

Una vez ms, yo estoy de acuerdo con Netanyahu. Los palestinos pueden decir SI a un Estado judo, pero no en Palestina o en el Oriente Prximo. Si Obama, Brown, Merkel o cualquier otro de los ilusos lderes mundiales, que siguen insistiendo en la aprobacin de la validez o la necesidad de una orientacin racial de una patria nacional juda", son ms que bienvenidos para asignar tierras a tal proyecto dentro de su propio territorio. Los palestinos deben decir NO a un estado judo en la Tierra Santa o en la regin. Los palestinos nunca aceptarn la existencia de un estado judo en sus tierras. De hecho, la ONU debe seguir esta lnea y hacer todo lo posible para desmantelar el rgimen de apartheid mal.

Jzaros Unidos

En cierta medida, el discurso de Netanyahu de las Naciones Unidas expresa algunas preocupaciones profundas que los judos tienden a mantener para s mismos. Al final del da, los israeles y los israeles asquenazes, en particular, saben muy bien que Palestina no es precisamente la tierra de sus antepasados. Si los judos asquenazes de Israel, incluidos Netanyahu, quieren encontrar sus races, Jazaria es el lugar para comenzar. Sin embargo, Netanyahu intenta desactivar estos hechos histricos. "El pueblo judo no es un conquistador extranjero en la Tierra de Israel. Esta es la tierra de nuestros antepasados... No somos extraos en esta tierra. Es nuestra patria ", dijo Netanyahu, con total conviccin.

Primer ministro Netanyahu, lo dir simple y claro. Usted no slo es ajeno a la tierra, tambin es ajeno a cualquier posible comprensin de la nocin de humanidad. De hecho, el muro de separacin que se quedar despus de la inevitable desaparicin de su "democracia solo para judos servir a las futuras generaciones como un impresionante e histrico monumento de la identidad nacional juda alejada de la tica, el universalismo y la fraternidad humana. El crimen contra la humanidad cometido por el estado judo en nombre del pueblo judo no es algo que vaya a ser eliminado de los libros de texto de historia en poco tiempo. Muy al contrario, se convertir en otro captulo de esta saga mitolgica sin fin de la supremaca compulsiva y patolgica del amor a s mismo.

"Debemos tener seguridad", dice el ministro israel Benjamin Netanyahu, para terminar su discurso. Y yo estoy aqu para decepcionarle. Israel nunca estar seguro. Naci en un pecado, y su existencia sobrepasa cualquier nocin de tica o de la existencia humana. El Estado judo ha pasado la "zona de no retorno. Est condenado a desaparecer. Slo podemos esperar que una vez esto ocurra, el proceso de asimilacin de los judos y la integracin en la humanidad volver a reanudarse. Al final de todo, el nacionalismo judo, de izquierda, derecha y centro, estaba all para mantener a los judos separados. La historia del siglo XX nos ensea que esta tendencia a segregarse a s mismos es mala para la humanidad y es tambin para los judos.

*El apodo Netanyahu es Bibi

Gilad Atzmon es msico de jazz, compositor, productor y escritor.

Fuente: http://atheonews.blogspot.com/2009/09/pathology-of-evil.html



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter