Portada :: Argentina
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 27-12-2004

Crisis diplomtica con Cuba
Dime con quin andas, y te dir quin eres

Pablo Kilberg
Rebelin


El conocido dicho popular bien puede aplicarse y dar respuestas a muchos interrogantes al gobierno argentino, a raz de la crisis diplomtica con la hermana Repblica de Cuba. Pero tambin a la figura de la doctora Hilda Molina, por la cual varios de los miembros del equipo gobernante se lanzaron a una quijotada tan grotesca como peligrosa.

 

UN POCO DE HISTORIA (RECIENTE)

 

A pesar de querer mostrarse en diversos mbitos como parte de un virtual alineamiento regional independiente a los dictados del Emperador George W., el gobierno K no ha refrendado esos devaneos con hechos concretos.

 

Para comprobar esto, baste recordar slo algunos hechos, como el puntual pago de los compromisos de la deuda externa, a pesar de los dichos del Presidente: no pagaremos la deuda con el hambre de nuestro pueblo. Ese mismo pueblo fue el que le respondi, contundentemente, esta ltima semana, con una masiva movilizacin de trabajadores desocupados a Plaza de Mayo, exigiendo el cese de esos mismos pagos, pero tambin la libertad de ms de 30 presos polticos y el desprocesamiento judicial de 4000 militantes populares, unos y otros castigados por luchar contra el hambre y la entrega de nuestro patrimonio nacional a la avidez del imperialismo.

   

O el envo al Parlamento, con mandato a su bloque propio, de las leyes de compensacin a los bancos, largamente exigidas por el FMI y el propio gobierno yanqui.

 

Lo que an no tuvo ese contundente rechazo popular -a pesar de la gravedad de algunos hechos- es la lnea claudicante en poltica internacional desplegada por este gobierno, que lo coloca muy lejos de una pretendida independencia y un sesgo latinoamericanista.

 

No puede dejar de sealarse, en este sentido, las innumerables presiones y chantajes que los funcionarios yanquis de todo rango han descargado contra Argentina. Desde el propio embajador Lino Gutirrez, eterno lobbista en Buenos Aires, pasando por las visitas de Otto Reich y Roger Noriega ambos representantes del Departamento de Estado -; y por supuesto, las varias entrevistas en otros territorios con el jefe de la poltica exterior de EE.UU., el Sr. Colin Powell.

 

Pero tampoco debe olvidarse que ese reclamado sesgo latinoamericanista ameritara otras posiciones de parte del gobierno argentino, rechazando esas presiones y ejercitando una poltica exterior que no sea una continuacin de la dictada por Bush, Powell y ca.

 

En particular, las buenas relaciones establecidas entre Cuba y Argentina al asumir este gobierno, y luego de largos aos de lamebotismo consecuente, parecan indicar que ese declamado rumbo iba a ser tomado por el gobierno K. Pero ante las primeras apretadas de tuerca por parte del morocho ex general que regenteaba el Departamento de Estado, la Cancillera argentina y su representante, el Sr. Rafael Bielsa, se fueron al mazo con cartas en la mano como para cantar real envido

 

Slo as se entienden las posiciones y declaraciones pblicas del canciller argentino, sobre el tema de los supuestos disidentes cubanos, que arrancaron hace ya varios meses con su ofrecimiento de puertas abiertas en la embajada argentina en La Habana para los mercenarios a sueldo de EE.UU.; y una agresiva campaa de alto contenido poltico (disfrazado de humanitario) en la que embarc a nuestro pas desde hace pocas semanas contra el gobierno de la Revolucin Cubana.

 

El Sr. Bielsa que, vale recordarlo, no habla a ttulo personal, sino como Ministro de Relaciones Exteriores, como jefe de la Cancillera, es decir, la herramienta de que dispone el Estado Argentino para su poltica internacional no ha dejado de subir escalones, hasta llegar esta semana a apenas uno ms abajo de la categora de lamebotas ganada legtimamente por sus antecesores en el gobierno: eligi nada menos que los salones del propio Departamento de Estado, en Washington, luego de una entrevista con su patrn, el Sr. Powell, para descargar una andanada de reclamos al gobierno revolucionario cubano sobre supuestas cuestiones humanitarias y exigencias inadmisibles a Fidel Castro sobre la poltica migratoria fijada por las leyes cubanas.

 

No es haciendo saltar fusibles como los funcionarios de segundo rango de Cancillera o el propio embajador argentino en La Habana, la manera de salir de este verdadero atolladero al que se lleg en las relaciones con nuestros hermanos caribeos, sino emprendiendo una clara e independiente poltica exterior, que deje de poner a nuestro pas de rodillas frente a los dictados imperiales.

 

No es, tampoco, arrastrndose por las alfombras norteamericanas, porque como dijera nuestro filsofo Jos Ingenieros, "...si te resignas a ser gusano pierdes el derecho de protestar cuando te pisan."

 

Sr. Bielsa, las malas compaas nunca fueron buenas como dicen las viejas en nuestro pas.

 

Y sabiendo fehacientemente que el sujeto de sus reclamos humanitarios no es slo una inocente abuelita que llora por sus nietitos, esta provocativa cruzada contra el gobierno cubano es por lo menos injusta y peligrosa, y debe cesar YA.

 

No es creble que los altos funcionarios gubernamentales argentinos no sepan por quin estn reclamando. Y menos, que lo oculten deliberadamente

 

De la furiosa campaa meditica que se emprendi en estos das en nuestro pas no es necesario hablar mucho, pues ya es ampliamente conocida la vocacin por la verdad de algunos personajes del periodismo argentino y los medios para los que escriben y hablan. En estas verdaderas cloacas, las toneladas de tinta y minutos de aire gastados en el caso Molina llegan a cifras astronmicas.

 

EL COLEGIO MDICO INDEPENDIENTE

 

La doctora Molina, la nueva bandera que hoy agita histricamente toda la fauna de la derecha argentina, fue una de las fundadoras del Colegio Mdico Independiente de Cuba.

 

Independiente, es una forma de decir, porque no es ms que una de las tantas organizaciones pergeadas desde Miami, y controladas y financiadas por la Oficina de Intereses (SINA) de los EE.UU. en La Habana.

 

Parte de la actividad de este inocente grupsculo contrarrevolucionario fue develada por Pedro Luis Vliz Martnez y Ana Rosa Jorna Calixto,  los agentes Ernesto y Gabriela de la seguridad cubana, en los juicios que en el ao 2003 se realizaron en la Isla contra decenas de mercenarios, y volcados luego en testimonios para el libro Disidentes, escrito por los periodistas Luis Bez y Rosa Miriam Elizalde. All pueden corroborarse estos datos brindados por los compaeros que penetraron estas organizaciones para desbaratar sus siniestros planes.

 

A pesar de que las cifras entregadas por los compaeros Ernesto y Gabriela a la SINA como parte del trabajo en comn hablaban de 800 miembros, esta organizacin contrarrevolucionaria nunca pas de los 20, en todo la Isla. Su presidencia la ocuparon sucesivamente, la neurocirujana Hilda Molina, la doctora Iraida de Len. Luego Augusto Madrigal (un mdico sancionado por corrupcin que al salir de la crcel contacta con los grupos contrarrevolucionarios, en particular el Partido Liberal Democrtico Cubano), y finalmente, Pedro Luis Vliz Martnez (el agente Ernesto).

Madrigal delega su mandato en Vliz al ser enviado a Chile por Timothy Brown, un agente de la CIA confeso, con fachada de diplomtico de la SINA. La misin era reunirse con profesionales chilenos para que respaldaran a los mdicos cubanos "disidentes", y exigieran elecciones libres en Cuba y respeto a los derechos humanos.

Al asumir Vliz como presidente, Manuel Alzugaray Prez, del Miami Medical Team Foundation, lo llama telefnicamente desde Miami para proponerle el Proyecto Despertando Sonrisas, un siniestro plan, tambin apoyado por otra organizacin contrarrevolucionaria: la Fundacin Elena Mederos.  Este plan, emulando al famoso Peter Pan de los primeros aos de la Revolucin, pretenda sacar a nios enfermos de la Isla para darles tratamiento quirrgico en el exterior. La marcha del plan (conseguir a los nios) era monitoreada desde Miami y tambin por Pedro Martnez-Avial Martn, consejero de la embajada espaola en esos momentos. La campaa era apoyada furiosamente por las emisiones clandestinas de Radio Mart, la radio gusana operada desde Miami y que emite para toda Cuba. Imaginemos a una supuesta radio Queen Elizabeth emitiendo desde las Islas Malvinas hacia territorio argentino, all por el ao 1982

 

La tarea del Colegio Mdico Independiente era seguida muy de cerca, tambin, por Roger Noriega, desde el Departamento de Estado yanqui, el que en definitiva era quien aprobaba las partidas de dinero a enviar a Cuba para alentar sus actividades contrarrevolucionarias.

 

Todo esto, la inocente abuelita que los medios de prensa pretenden vendernos, no lo debe ignorar

 

Tampoco quin es Wilfredo Ventura, presidente de World Health Care a quien la doctora design como su vocero ante el mundo, luego de haber sido alejada de sus cargos en el CIREN, tras algunos manejos administrativos y financieros algo oscuros; y dejar su banca de diputada en la Asamblea Nacional del Poder Popular y su condicin de militante del PCC.  

 

Como botn de muestra, vaya un prrafo de una carta escrita por Ventura a un amigo (Tomado de: http://www.camagueyanos.com/wwwboard/messages/4499.html, lo resaltado en negrita es mo) :

 

Y abundando ms en el tema djeme decirle Mike un proyecto que nosotros, preocupados por la salud del pueblo cubano le propusimos al gobierno de Cuba y consista en que nuestra organizacin humanitaria no lucrativa World Health Care (WHC), en espaol Salud Mundial, en conjuncin con la Cruz Roja Internacional, con sede en Ginebra, Suiza, se comprometa con el gobierno cubano a suministrarle entre 300 y 500 toneladas de medicinas, equipos y alimentos para nios y otras cosas relacionadas con la salud cada 8 a 12 semanas, absolutamente GRATIS, con la nica condicin, que el cargamento tena que ser distribudo dentro del pas, por organizaciones no gubernamentales de adentro de Cuba como: catlicos, disidentes, judos, masones, protestantes, sindicatos de obreros independientes como: el Colegio Mdico Independiente, Sindicatos Independientes tales como el elctrico, el de periodistas y otros.

 

Podra llamar a risa, pero en realidad es de un caradurismo sin lmites la preocupacin de este personaje por la salud del pueblo cubano, cuando este pueblo ostenta uno los ms altos ndices del mundo en la prevencin y atencin sanitaria de su poblacin, en forma totalmente gratuita. Es evidente el carcter de esa pretendida campaa y de quienes la impulsan.

 

En definitiva, dime con quin andas, y te dir quien eres

 

Pero si mis opiniones, las de un simple ciudadano de a pie no son argumento suficiente para intentar desenmascarar todo este circo meditico montado alrededor de la doctora Molina, a continuacin se reproducen las opiniones de dos prestigiosos intelectuales argentinos.

 

Buenos Aires, Argentina, 26 de Diciembre de 2004


 
Atilio Born (socilogo)
"Hay que 'desmolinizar' la relacin con Cuba"

Estamos en presencia de un incidente producto de un conjunto de circunstancias un poco difciles de entender.

Primero, por qu un tema como este, por importante que sea, asume hoy un carcter prioritario en la agenda de las relaciones cubano-argentinas?

La pregunta es pertinente porque si se atiende a los intereses nacionales en juego hay otros temas que son mucho ms importantes para nuestro pas y que, sin embargo, no suscitan tanta atencin por parte de nuestras autoridades.

Por ejemplo: Cuba es un pas que ha desarrollado niveles de excelencia en tecnologas asociadas con investigaciones bsicas en cuestiones biolgicas y en ciencias de la salud, que es un terreno donde los argentinos tenemos mucho que aprender. Existen adems otras reas de posible cooperacin no convencionales que reportaran significativos beneficios para la Argentina.

Segundo: uno podra pensar que si para el gobierno argentino el inters humanitario es tan grande en la conformacin de su agenda de poltica exterior, nuestra Cancillera tendra que ubicar en el mismo lugar prioritario la exigencia de la inmediata liberacin de los cinco presos polticos cubanos detenidos en crceles de los Estados Unidos a cuyos familiares -que no tienen menos derechos que la doctora Molina- se les impide visitarlos. O reclamar con igual energa por las atrocidades que estn ocurriendo en la base militar que los Estados Unidos ocupan en Guantnamo.

Tercero y ltimo, a nadie se le escapa que el tema de la doctora Molina es un asunto que seguramente tiene implicaciones que por ahora no son conocidas y que, habida cuenta de ello, algunos funcionarios del Gobierno actuaron temerariamente al inmiscuirse con imprudencia en un tema que hace a la vida poltica interna de una nacin hermana. Es por lo tanto imprescindible "desmolinizar" nuestra poltica hacia Cuba y avanzar resueltamente en los muchos campos de cooperacin binacional que, seguramente, contribuirn a mejorar las condiciones de vida de ambos pueblos.



Rodolfo Livingston (arquitecto)
"Lo de Guantnamo s es grave"

Creo que cada pas tiene derecho a decidir quines pueden salir y quines pueden entrar a su territorio. Si uno conociera cada uno de los casos podra estar a favor o en contra, pero son miles, y existen situaciones, relacionadas con la inmigracin, verdaderamente graves comparadas con "la pobre abuelita cubana" (que tiene la edad de Susana Gimnez, dicho sea de paso).

Por ejemplo, la venta de mujeres al primer mundo, engaadas y convertidas en prostitutas, y el trfico de nios. Estados Unidos prohbe a todos los ciudadanos norteamericanos viajar a Cuba, y no otorga visa a los cubanos que quieran viajar a EE.UU.

Dentro de Cuba hay un campo de concentracin, Guantnamo, donde los prisioneros ni siquiera tienen el estatus de tales. All cientos de personas estn detenidas sin proceso e incluso hay nios. Estados Unidos condena a muerte a nios y a discapacitados, en su territorio, esto s que es grave de verdad. Se conocen estas cosas?

Existe la misma distancia entre la abuela y sus nietos que la que existe entre sus nietos y la abuela.

Por qu entonces los padres de los nios no aceptan una invitacin tan maravillosa como viajar gratis en avin a Cuba, permitiendo a los chicos que naden en el mar y disfruten por unos das, adems de su abuela, de un pas sin riesgos de secuestros ni de violencia alguna y que, de paso, el doctor Quiones se encuentre con sus amigos all?

Realmente es un programa maravilloso para cualquier familia, todo pago por el gobierno cubano y ofrecido por el propio Presidente de la Repblica. La excusa de que el doctor Quiones podra ser encarcelado en cuanto aterrice, no se la cree nadie. Es ms, creo que l se convertira en uno de los tipos ms protegidos en Cuba. Fidel no es afecto a los papelones internacionales, sino ms bien lo contrario. No va a invitar a alguien y meterlo preso!

A qu tanto escndalo entonces?



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter