Portada :: Conocimiento Libre
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 17-01-2010

Lectura, marihuana y correos electrnicos

Los futuros de libro


El semanario alemn Die Zeit dedicaba estas pasadas navidades muchas pginas a reflexionar sobre los efectos que el bombardeo digital al que estamos sometidos condiciona nuestras vidas; tambin a los trastornos que la velocidad y la falta de sosiego tienen sobre nuestras capacidades intelectuales. El reportaje de varias pginas titulado "Alabanza de las musas", recalcaba la funcin cognitivamente trascendental de la quietud y el sosiego, del solaz y el letargo. Los experimentos de los neurlogos, como los llevados a cabo por Marcus Raichle o Jan Born, demuestran que el modo offline o desconectado del cerebro (cuando duerme pero, tambin, cuando descansa y deja de estar sometido a las incitaciones digitales o a las premuras de la agenda), es simplemente imprescindible para adquirir una conciencia cabal de nuestra propia identidad, para rumiar nuestros problemas y para aportar soluciones o ideas innovadoras fruto de esa digestin pausada. Lo contrario es tambin cierto: la exposicin desmedida a las provocaciones de las muy diversas fuentes digitales de informacin y el picoteo fragmentario e indiscriminado de pizcas de contenidos, no generan una experiencia cognitiva satisfactoria. "El bombardeo diario de informacin", dice Born, "causa en el cerebro un desequilibrio peligroso a no ser que existan pausas que le permitan recuperarse. Esa oportunidad la utiliza para reconstruir y reorganizar su red neuronal construida a bases de clulas nerviosas, para ordenar y organizar lo aprendido".

En el Instituto de Psiquiatra del King's College de Londres, realizaron no hace demasiado tiempo un experimento que revelaba que fumar cannabis mientras se resolva una tarea compleja causaba menos dispersin y desatencin que intentar atender de manera simultnea a la tarea y a los correos electrnicos que reclamaban la atencin del sujeto (y eso que el propio Instituto es prolijo en sus investigaciones sobre los efectos psicticos graves que puede entraar el consumo abusivo de la marihuana). Dicho de otro modo: contestar a un correo electrnico mientras se contesta a una llamada telefnica en el fijo y se twittea en el mvil no es sinnimo de eficiencia y versatilidad sino, al contrario, un signo fatal de los tiempos que corren, el hado de la aceleracin. Eso es lo que se desarrolla de manera arrolladora el socilogo alemn Hartmut Rosa en el libro Beschleunigung: die Vernderung der Zeitstrukturen in der Moderne (Velocidad: la transformacin de las estructuras temporales en la modernidad), un libro que no traera a colacin si no fuera imprescindible.

Rosa recomienda que practiquemos algo as como la estrategia de los "Cantos de sirena digitales": igual que Ulises, para sobrevivir, tuvo que hacer odos sordos a los magnticos cantos de las sirenas, nosotros deberamos atender muy selectivamente a los continuos apremios de los medios digitales. Lo curioso es que lo ms parecido al descanso que reclaman los neurlogos y los socilogos como fuente de renovacin celular y de ordenamiento de nuestros pensamientos, es la lectura en silencio, recogida y volcada sobre el texto. Es decir, la lectura tradicional que me centra, no la lectura digital (por llamarla de alguna manera) que me aturde y me descentra. Seguro que ms de uno pensar que sigo siendo un logocntrico irredimible, pero s que al menos Clifford Nass me secundara (o yo a l, mejor dicho): en el CHIMe Lab de la Universidad de Standford donde trabaja descubrieron que "es imposible procesar ms de una cadena de informacin al mismo tiempo. El cerebro no puede hacerlo". En el conjunto de pruebas a los que se sometieron a los grupos de control, aquellos que se distinguan por ser multitarea, no fueron capaces de filtrar la informacin relevante, de retenerla u organizarla mejor y, tampoco, de cambiar de una tarea a otra cuando era requerido. Sus niveles de rendimiento fueron sistemticamente ms bajos que los de aquellos que realizaban una tarea tras otra. Lo ms llamativo es la conclusin a la que llegan: "los investigadores estn todava investigando si los chronic media multitaskers nacen ya con una incapacidad innata para concentrarse o tienen daado su control cognitivo por su expreso deseo de hacer varias cosas al mismo tiempo. Los investigadores estn convencidos de que la mente de los multitarea no fuciona tan bien como debiera". En el artculo "Cognitive control in media multitaskers" pueden encontrarse ms detalles.

Fuente: http://weblogs.madrimasd.org/futurosdellibro/archive/2010/01/13/131024.aspx


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter