Portada :: Espaa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 11-12-2013

Carta abierta a Julio Anguita
La crisis y las cuatro patas del PIB

Jos A. Tapia
Rebelin


Estimado Julio:

Nada hay nada ms esperanzador que ver que, ante el infortunio y la injusticia, no solo es posible la pesadumbre y el desnimo, sino tambin la solidaridad, la reflexin y, sobre todo, la resistencia y la lucha. Por eso puede verse con gusto la hora y media larga del video en el que t y otros miembros de la Acampada Dignidad de Crdoba exponis vuestras ideas sobre qu hacer frente a la situacin de sufrimiento de la poblacin espaola. Enhorabuena a ti y a todos los que han contribuido a esa acampada.

En ese video, Julio, demuestras ser un excelente docente que sabe exponer con palabras sencillas asuntos complicados. En un cuarto de hora explicas por qu a tu juicio es ilusoria la idea, que propala el gobierno del PP, segn la cual habr crecimiento econmico y eso resolver la crisis, generando puestos de trabajo. Aunque dices muchas cosas que son correctas, a mi juicio en tu diagnstico general probablemente ests equivocado. Y como de lo se trata es de que la crisis sirva al menos para clarificarnos las ideas, aqu va esta carta para explicar por qu lo creo as.

Dices coloquialmente que el producto interno bruto o PIB tiene cuatro patas, a saber, consumo, inversin, gasto pblico y exportaciones netas. El PIB es la suma de esos cuatro componentes y aumentar o disminuir si la suma es mayor o menor que el ao anterior. Algo en lo que estn de acuerdo casi todos los economistas, sean o no domesticados (qu buena esa expresin tuya!), es que el crecimiento del PIB est inversamente correlacionado con la variacin de la tasa de desempleo. Esa correlacin inversa entre crecimiento del PIB y variacin del desempleo se ha observado repetidamente, los economistas la llaman ley de Okun, y significa que cuando el PIB crece mucho, el desempleo baja mucho, cuando el PIB crece un poco, el desempleo baja un poco y cuando el PIB no crece o decrece, el desempleo se mantiene o aumenta. Por lo tanto, en general es cierto que, a mayor crecimiento del PIB, mayor disminucin del desempleo.

Pero dices, Julio, que el PIB no est creciendo, por lo siguiente. En primer lugar, el consumo est bajando, porque los desempleados consumen poco y los que tienen trabajo tienden a gastar menos, por desconfianza o porque los salarios estn tambin bajando. En segundo lugar, la inversin privada no aumenta, porque no se invierte en mejorar o incrementar la capacidad productiva al no haber perspectivas de que haya ms consumo. En tercer lugar, el Estado est recortando el gasto pblico por todas partes. Y, finalmente, aunque las exportaciones netas han aumentado algo, eso es sobre todo porque han bajado las importaciones y porque las exportaciones son ms competitivas, por los bajos salarios que hay en Espaa, que a su vez implican bajo consumo interno. Como los cuatro o al menos tres componentes del PIB estn estancados o en retroceso, el PIB est estancado o en contraccin. En lo fundamental de todo esto, Julio, creo que llevas razn.

Dices tambin que no ves ninguna razn para que la situacin cambie y el PIB crezca, por lo que, a tu juicio, la nica perspectiva es que la crisis se prolongue o se agrave. Ah es donde creo que puedes estar equivocado.

Porque, cul es el motor fundamental que mueve la economa capitalista? Marx, que en entender eso daba sopas con onda a los economistas domesticados de ayer y de hoy, explic que no es la satisfaccin de las necesidades materiales de la sociedad, sino la ganancia, el lucro. Eso es lo que mueve el capitalismo y esa ganancia es lo que hace que el capital se movilice y se acumule, generando expansin de la produccin. Las pocas de crisis son pocas en las que, en relacin al capital total acumulado, la ganancia es escasa. Si se divide la ganancia total producida, por ejemplo en un ao, por el total de capital acumulado a comienzos de ese ao, se obtiene una tasa de ganancia que es lo que en el lenguaje de los financieros se denomina rentabilidad de las empresas, o rendimiento del capital. Supongamos que llamamos a la ganancia anual G y que en un ao dado G son 1000 billones; el capital total invertido, llammosle C, supongamos que son 8000 billones; entonces la tasa de ganancia o rentabilidad media del capital es G/C = 1000/8000 = 0,125, o sea 12,5%, doce y medio por ciento.

Esa fraccin o razn G/C, que es la rentabilidad o tasa de ganancia, puede aumentar si aumenta el numerador (la ganancia) o si disminuye el denominador (el capital). Cuando los salarios bajan, eso tiende a hacer que aumente el numerador G (porque la ganancia es la diferencia entre los ingresos por ventas y los costos, y los costos salariales son un costo importante de todo capital). Pero tambin puede bajar el denominador C, la masa total de capital, cuando se destruye capital porque quiebran empresas (o bancos, que son empresas tambin), se devalan monedas nacionales, se cancelan deudas, se liquidan inventarios, etc. En las crisis econmicas generalmente ocurren ambas cosas: bajan los salarios y se destruye capital y as, la rentabilidad aumenta. Por ejemplo, si la ganancia subiera de 1000 a 1200 y el capital total bajara de 8000 a 6000, la rentabilidad subira casi al doble, 20%. Estas cifras son inventadas, pero no disparatadas. Segn estimaciones diversas, en pocos meses cuando comenz la crisis en el 2008 se volatilizaron entre 6000 y 35.000 billones de dlares en los mercados financieros internacionales (James Rickards, Currency Wars, Penguin, 2012, p. 211; David McNally, Global Slump, PM Press, 2010, p. 13). Por otra parte, hay muchos datos que muestran que los salarios estn bajando prcticamente en todos los pases.

Marx cit una vez con aprobacin al sindicalista ingls Thomas Dunning, quien afirmaba que el capital

tiene horror a la ausencia de ganancia o a la ganancia demasiado pequea, como la naturaleza tiene horror al vaco. Conforme aumenta la ganancia, el capital se envalentona. Asegresele un 10% y acudir adonde sea; un 20%, y se sentir ya animado; con un 50%, positivamente temerario; al 100%, es capaz de saltar por encima de todas las leyes humanas; el 300%, y no hay crimen a que no se arriesgue aunque arrostre el patbulo. Si el tumulto y las rias suponen ganancia, all estar el capital encizandolas.

Como he intentado mostrar en Rebelin y en otros sitios, las estadsticas indican que las ganancias disminuyeron en los aos previos al comienzo de la crisis en el 2008. Igualmente, los datos de todo el siglo XX indican que las economas flojean o se contraen cuando cae la ganancia y se reactivan cuando las ganancias suben. En esa observacin coincidieron economistas marxistas y no marxistas como Henryk Grossman, Charles Bettelheim, Victor Perlo, Wesley Mitchell y Arthur Burns. Los economistas domesticados de hoy insisten en que los salarios son demasiado altos y que por eso la economa no es competitiva. En realidad, lo que realmente estn diciendo es que es demasiado baja la ganancia. Por eso el capital queda en forma de dinero y no se invierte, con lo que la economa crece poco o se estanca. Cuando la tasa de ganancia se recupera, se suscita inmediatamente inversin, se contratan trabajadores, aumenta la masa salarial, sube la demanda y aumenta el PIB. Y hay una expansin que dura hasta que llega la siguiente crisis.

Las crisis, en las que se multiplica el desempleo y quiebran por docenas o cientos las empresas, sobre todo pequeas y medianas, son as consustanciales y funcionales al capitalismo. En los periodos de prosperidad en los que la economa va bien, las luchas salariales y por reformas son escaramuzas en la pugna entre capital y trabajo. En esas luchas parciales los asalariados pueden lograr alguna victoria temporal, pero en las crisis el capital tiene los triunfos en la mano y lleva todas las de ganar en la pugna salarial. Con desempleo masivo, las perspectivas de mejoras salariales se oscurecen y, por lo general, los salarios y las condiciones de trabajo se deterioran. La crisis es la purga que permite al capital reanudar su acumulacin.

Otra cosa que pareces no tener en cuenta en tu argumentacin es que lo que ocurra en Espaa en gran medida tiene mucho que ver con lo que ocurra en otros pases. El capital hoy se desplaza fcilmente de unos pases a otros y lo que importa no es tanto la rentabilidad en un pas u otro, sino la rentabilidad en la economa mundial. Si esa rentabilidad se recupera, la economa espaola puede encontrarse de pronto, por ejemplo, con mucha mayor demanda para sus productos alimenticios o sus servicios tursticos. En los aos sesenta las empresas europeas y norteamericanas invertan en Espaa y millones de espaoles iban a trabajar a Alemania y otros pases, mientras los europeos, los norteamericanos o los japoneses inundaban nuestros hoteles; en los noventa eran los rumanos, los marroques, los chinos o los nigerianos los que venan a trabajar a Espaa y las empresas espaolas las que invertan en el extranjero. En aos recientes es el capital chino el que se est expandiendo en todo el mundo, los turistas chinos cada vez son ms frecuentes en todas partes

Decir qu va a ocurrir en concreto en los prximos aos es muy difcil. Desde que la crisis comenz a manifestarse con toda su fuerza en el 2008, la economa de algunos pases se ha recuperado algo. Es el caso de Alemania o China, o EEUU en mucha menor medida. Pero en muchas economas europeas, la situacin se ha estancado o empeorado incluso. Considerando la economa mundial en conjunto la situacin a finales del 2013 es extremadamente dudosa. Pero para estimar qu puede ocurrir en el futuro, la nica gua es lo qu ocurri en el pasado. Hubo crisis en las dcadas recientes? Desde luego que s. Hubo una a mediados de los setenta, de la que se ech la culpa a los precios del petrleo. Luego hubo otras tres crisis, ms o menos al comienzo de cada una de las tres dcadas siguientes. Por ejemplo a comienzo de los ochenta el desempleo aument rpidamente en Espaa hasta llegar a 24% de la poblacin activa, pero en Irlanda lleg a 20% y tambin aument en Italia y en Grecia (ver grfica). Finalmente lleg la Gran Recesin a finales del 2007 (fue en esas pocas cuando aument el desempleo en Espaa y tambin en otros pases). La crisis de comienzos de siglo fue leve en Europa y Norteamrica (en Espaa el paro dej de bajar y subi un poco, ver grfica) pero fue muy intensa en muchos pases de Amrica Latina y Asia. Cuando la economa argentina se hundi a la vez que el gobierno de De la Ra y se contrajo a tasas abismales (11% en 2002), muchos pensaban, yo entre ellos, que era casi imposible que saliera del agujero. Estbamos equivocados. En los aos siguientes, con salarios fuertemente deprimidos y precios elevados de la soja y otras exportaciones, el PIB argentino creci a tasas vertiginosas de hasta 10%.

Qu ocurrir concretamente en los prximos aos, es imposible saberlo. Nadie tiene una bola de cristal. Si en los tres o cuatro siglos de historia del capitalismo destaca alguna caracterstica, es precisamente su carcter descontrolado, imprevisible y catico. Sin embargo, haya o no recuperacin a corto plazo, lo que es ms que dudoso es que, mientras haya capitalismo, las crisis dejen de repetirse en la economa mundial. Explicar por qu es as sale del marco de esta carta, ya demasiado larga. De todas formas, por lo que yo vi y o, est claro que eso, que el problema no es el gobierno del PP, sino el capitalismo, lo saban muy bien varios de los compa eros que intervinieron en esa asamblea de la Acampada Dignidad de Crdoba.

Recibe mi solidaridad y un saludo afectuoso.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter