Portada :: Europa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 16-11-2019

Financiaciones, partidos y fiscalas
Por qu Italia nunca sali del proceso Manos limpias (Primera parte)

Michel Fonte
Rebelin


El berlusconismo, o sea, la imposible revolucin liberal  de un monopolista.

En Italia vuelve a orse el tintineo de las esposas tras un breve periodo de calma aparente, una situacin de tregua armada aceptada por fuerzas polticas en decaimiento, dictada por la necesidad de negociacin entre arraigados grupos de poder que no quieren perder sus prerrogativas. En lo especfico, en el bando progresista, se registra el afn de los cuadros del Partido Demcrata (en italiano Partito Democratico, abreviado PD, 2007) i , antes filiacin de la coalicin de centro-izquierda de El Olivo (L'Ulivo, 1995) y despus de La Unin (L'Unione, 2005) ii .Y, de otra parte, en el frente conservador, el agotamiento de Fuerza Italia iii (Forza Italia, ms conocido con sus siglas FI, 1994) que, en principio, era partido cabecilla y bisagra del Polo de Las Libertades (Polo delle libert, 1994, PdL) y Polo del Buen Gobierno (Polo del Buon Governo, 1994, PdBG). En este caso, se trataba de una alianza con dos patas, que una, en el norte del pas, a los moderados liderados por el magnate Silvio Berlusconi con los secesionistas de la Liga Norte (Lega Nord, 1991) iv de Umberto Bossi v . Al mismo tiempo que, en el centro-sur, Su Emitencia apodo por ser el propietario de Mediaset S.p.A, uno de los ms destacados grupos televisivos europeos vi firmaba un pacto con el Movimiento Social Italiano-Alianza Nacional (Movimento Sociale Italiano-Alleanza Nazionale, MSI-AN por sus siglas en italiano, 1994) vii encabezada por Gianfranco Fini. Una formacin posfascista con ideologa patritica y, a veces, chauvinista, que mostraba una vehemente defensa de la unidad nacional.

Tambin, este bloque de centro-derecha pas por diversas etapas. En particular, en el 2000, naci la Casa de las Libertades (Casa delle Libert) viii , un grupo federado que agregaba Fuerza Italia, Liga Norte, Alianza Nacional, Centro Cristiano Democrtico (Centro Cristiano Democratico, CCD, 1994) ix , Cristianos Democrticos Unidos x (Cristiani Democratici Uniti, CDU, 1995) xi , Nuevo Partido Socialista Italiano (Nuovo PSI o NPSI, formado por unos sobrevivientes de la dispora del histrico Partido Socialista Italiano, que se acerc slo en el 2001 a la agrupacin liberal-conservadora) xii y el Partido Republicano Italiano (Partito Republicano Italiano, PRI, 1895). A partir del 18 de noviembre de 2007, con el famoso anuncio de Berlusconi (svolta del predellino) xiii en plaza San Babila xiv , la federacin se rebautiz con el nombre de Pueblo de la Libertad, confirmando unos cambios en sus componentes, de los cuales los ms destacados fueron la posicin autnoma de la Liga Norte dentro del cartel electoral y la sucesiva fusin entre Fuerza Italia y Alianza Nacional en un nica formacin (Popolo delle Libert, PdL, 27 de marzo de 2009) xv . Una experiencia que se disolvi en 2013, cuando Berlusconi volvi a su originaria criatura poltica (Fuerza Italia) xvi , definida por los analistas y detractores como partido-empresa, partido personalista, partido de plstico y nuevo pentapartito xvii . . Es decir, en esta ltima aclaracin, una entidad que incorporaba FI que el empresario siempre defini como movimiento para diferenciarlo de la odiada partidocracia ms los tres canales privados de televisin (Rete 4, Canale Cinque, Italia Uno) y la agencia de publicidad Publitalia del grupo Fininvest xviii , de la cual fueron cooptados los principales dirigentes para cubrir cargos del aparato partidista y gubernamental.

Ahora bien, los acontecimientos de los ltimos 25 aos de la denominada Segunda Repblica, no precisaron el proyecto que Berlusconi present como la revolucin liberal xix , pronunciando palabras claves como: competencia, empresa, familia, eficiencia, eficacia, organizacin, ganancias, mercado, descentralizacin, nuevo milagro italiano, anticomunismo y poltica concreta (politica del fare). Una reiterada arenga en que el trmino ms utilizado era libertad xx , acuada como emancipacin de las ineficiencias de un Estado intervencionista que se quera reducir a un Estado guardin, dejando a los ciudadanos aprovechar de un marco de democracia y seguridad, en el que ejercer con plena soberana sus negocios. Otro mantra sobresaliente del lxico de la poca del berlusconismo, fue nuevo xxi . Un vocablo desgastado para subrayar la oposicin al viejo mundo de los grises personajes del parlamentarismo, estigmatizando su lenguaje incomprensible (politichese) y la incapacidad para gobernar el pas de manera provechosa. De hecho, uno de los dogmas laicos de Berlusconi, era que la administracin pblica deba funcionar como una empresa, y que solo un capitalista de xito como l, poda convertirlo en realidad.

La regeneracin liberal del pas nunca se llev a cabo por varios motivos. Ante todo, el conflicto de inters de naturaleza personal del hombre de negocio milans, tratndose del dueo de empresas matrices que pasaban una difcil coyuntura financiera y, adems, subordinadas a concesin para la emisin de programas con cobertura nacional. Segundo, fue utpico pensar que se iban a tocar intereses consolidados de un atpico duopolio entre Rai (con tres canales televisivos estatales gestionados por los partidos) y Mediaset, sin poner en tela de juicio el pastel del mercado publicitario. As como se revel absurdo creer que un monopolista poda liberalizar el mercado renunciando a posiciones dominantes o ventajosas, teniendo en cuenta su abanico de inversiones en mltiples sectores: aseguradoras y bancos en Italia ( Holding Mediolanum S.p.A y sus afiliadas Mediolanum S.p.A, Banca Mediolanum S.p.A, adems, cuotas accionarias en Banca Esperia S.p.A y Mediobanca), en Espaa (Banco Mediolanum S.A.), en Alemania (Bankhaus August Lenz & Co. AG), en Luxemburgo (Gamax Management AG) y en Irlanda ( Mediolanum International Funds Ltd, Mediolanum Asset Management Ltd y Mediolanum International Life Ltd xxii ); sector inmobiliario xxiii (Fininvest Real Estate, Immobiliare Leonardo, Immobiliare Idra S.p.A xxiv , Dolcedrago S.p.A xxv , Immobiliare Dueville xxvi ); sector editorial ( Grupo Mondadori que comprende Mondadori, Mondadori Retail S.p.A., Mondadori Education, Mondadori France, Mondadori Scienza S.p.A., Mondadori International Business S.r.l., Mondadori Seec (Bejiing) Advertising Co. Ltd, Mediamond S.p.A., Attica Publications S.p.A., DIrect Channel S.p.A., Press-di S.r.l., AdKaora S.r.l., Monradio S.r.l., Mach 2 Libri S.p.A., Societ Europea di Edizioni S.p.A. xxvii , Einaudi, Piemme, Rizzoli, Sperling & Kupfer, Electa, Rizzoli Education, TV Sorrisi e Canzoni, Chi, Grazia, Donna Moderna, Panorama, Focus, Sale & Pepe, Interni, CasaFacile y Giallo Zafferano xxviii ).

El grupo de magistrados de Miln: la poltica cuestionada por las investigaciones judiciales.

Silvio Berlusconi ha gozado de una larga carrera poltica comparable solo a la del senador de por vida Giulio Andreotti xxix (14 de enero de 1919 6 de mayo de 2013), que fue un democristiano de la primera hora, acostumbrado a las negociaciones entre las varias almas del partido (correntismo) xxx y con un fuerte respaldo de la Curia Vaticana y la Conferencia Episcopal Italiana (CEI) xxxi . En cambio, el dominus de las televisiones comerciales italianas lleg a ser primer ministro cuatro veces gracias a un apoyo popular sin precedentes (Gobierno Berlusconi I, 10 de mayo de 1994 17 de enero de 1995 xxxii ; Gobierno Berlusconi II, 11 de junio de 2001 23 de abril de 2005 xxxiii ; Gobierno Berlusconi III, 23 abril de 2005 17 de mayo de 2006 xxxiv ; Gobierno Berlusconi IV, 8 de mayo 2008 16 noviembre 2011 xxxv ).

Su experiencia empez en 1994 despus de Tangentopoli xxxvi , un cicln judicial puesto en marcha por un grupo de togados de la Fiscala de Miln, denominado Manos limpias (Mani pulite en italiano), que destap una enraizada trama de soborno y corrupcin, que concerna a todos los partidos del arco constitucional y las principales empresas publicas y privadas del pas. La tangente (soborno) era no solo el medio fundamental, junto a la subvencin pblica, con el cual los partidos se financiaban, sino tambin la manera habitual en que los polticos se garantizaban un enriquecimiento ilcito. Lo interesante en esta sede no es el tema de la jurisdiccin penal y de los procesos, que han sido rememorados en numerosos ensayos y artculos, ni se desea refutar la actividad de los magistrados con referencia a la inocencia o al grado de culpabilidad de los imputados xxxvii . De hecho, se tratara de un trabajo inagotable, sin aadir nada productivo a la verdad procesal ya sentenciada, y, adems, se terminara para enfocarse en biografas con el riesgo de extender la responsabilidad penal que es constitucionalmente personal xxxviii a la totalidad del sistema poltico. Mucho ms fecundo es escarbar la realidad factual o material, asumiendo el riesgo del error, para analizar causas y consecuencias de un periodo histrico, durante el cual las crnicas judiciales han incidido profundamente en el destino de los actores polticos y en su reposicionamiento.

El escndalo arras con una gran parte de la clase institucional del pas, aunque muchos exponentes pasada la tormenta, volvieron a la actividad u obtuvieron cargos menos vistosos en organismos de gobierno, favorecidos por el enchufismo y el amiguismo xxxix . En general, lo que se produjo fue una ruptura radical que destroz fundamentalmente a la Democracia Cristiana y el Partido Socialista Italiano, ejes de la experimentacin del pentapartito xl (1981-1991). Este fue un pacto que vinculaba socialdemcratas y catlicos para construir una indita coalicin (PSI, DC, PDSI, PRI, PLI), que prorrogase la exclusin (conventio ad excludendum) del Partido Comunista Italiano (PCI). Los resultados de las investigaciones judiciales fueron que una categora de exponentes que siempre haba sido apartada de la gestin gubernamental (representantes del Movimiento Social Italiano, MSI y del Partido Comunista Italiano, PCI) excepto durante breves periodos de la vida republicana xli pudo protagonizar la nueva poca al construir su plataforma programtica sobre la cuestin moral xlii . De esta forma, la gran mayoria de ellos se arrogaron el papel de paladines de la legalidad. Su inmunidad a fenmenos corruptivos se barrunta que fue debida a la falta de gestin del poder, a una narracin periodstica benvola (en particular, en favor del PCI que no padeci la campaa negativa de las indagaciones), y a una ambigua accin judicial. Dicha accin busc con determinacin y encontr con facilidad ciertas evidencias documentales y testificales a cargo de los miembros de unos partidos (manifestacin formal), valorando su teora acusatoria (manifestacin sustancial concorde a la tesis elaborada). En cambio, los mismos fiscales mostraron dificultad, o tal vez timidez, a la hora de recoger pruebas suficientes para incriminar a otros polticos o detectar su actitud delictiva. Particularmente notorio fue el caso Primo Greganti, el famoso compaero G. xliii . El exponente comunista, en cualidad de tesorero del partido, declar ser el nico beneficiario del dinero percibido; o sea, 621 millones de liras en una cuenta corriente cifrada del Banco de Lugano (BDL), nombrada Gabbietta xliv , transferidos por Lorenzo Panzavolta, dirigente del Grupo Ferruzzi en noviembre de 1990. As como otros 525 millones de ignota procedencia depositados en la cuenta suiza 294469 de la Banca del Gottardo xlv . A pesar de que asumi toda la responsabilidad de los crimines, dej muchas dudas sobre el hecho de que el PCI renombrado a partir de enero de 1991 como Partido Democrtico de la Izquierda xlvi (PDS por sus siglas en italiano) fuera ajeno al sistema de financiaciones ilegales. En este sentido, es necesario comprender como un proceso a una generacin de polticos se ha convertido, a lo largo de los aos, en un interminable y encarnizado proceso a la poltica.


Notas

i https://www.repubblica.it/2007/10/sezioni/politica/partito-democratico-12/veltroni-segretario/veltroni-segretario.html

ii https://st.ilsole24ore.com/art/SoleOnLine4/Attualita%20ed%20Esteri/Attualita/2007/10/cronologia-ulivo-pd.shtml

iii https://www.panorama.it/news/politica/berlusconi-carriera-politica/

iv https://www.leganord.org/il-movimento/la-nostra-storia/la-storia-della-lega

v https://ricerca.repubblica.it/repubblica/archivio/repubblica/1994/02/11/patto-con-berlusconi-la-lega-ora.html?refresh_ce

vi https://www.borsaitaliana.it/borsa/azioni/profilo-societa-dettaglio.html?isin=IT0001063210&lang=it

vii https://www.secoloditalia.it/2015/01/storia-alleanza-nazionale-storia-comunita-in-cammino/

viii http://www1.adnkronos.com/Archivio/AdnAgenzia/2000/12/29/Politica/2000-CENTRODESTRA-POLO-ADDIO-NASCE-CASA-DELLE-LIBERTA_134100.php

ix https://storia.camera.it/gruppi/centro-cristiano-democratico-ccd-21-04-1994-08-05-1996

x http://www.senato.it/leg/12/BGT/Schede/GruppiStorici/00000042.htm

xi https://www.repubblica.it/politica/2019/07/12/news/il_cdu_chiude_e_lo_scudocrociato_va_in_soffitta-231030032/

xii http://www1.adnkronos.com/Archivio/AdnAgenzia/2001/12/15/Politica/NUOVO-PSI-DE-MICHELIS-A-CRAXI-MARTELLI-CE-UN-SOLO-PSI_164900.php

xiii https://www.repubblica.it/2007/11/sezioni/politica/cdl11/milioni-firme/milioni-firme.html

xiv https://video.repubblica.it/politica/san-babila-berlusconi-sale-sul-predellino-e-fa-nascere-il-pdl/65039/63611?video

xv https://www.iltempo.it/politica/2007/11/20/news/berlusconi-scioglie-forza-italia-br-e-nato-il-partito-del-popolo-italiano-134163/

xvi https://www.quotidiano.net/politica/2013/11/16/983021-berlusconi-scissione-pdl-forza-italia.shtml

xvii M. Follini, C'era una volta la DC, Il Mulino, Bologna, 1994

xviii https://www.fininvest.it/it/gruppo/struttura_e_societa

xix https://www.panorama.it/news/marco-ventura-profeta-di-ventura/berlusconi-forza-italia-2/

xx https://journals.uio.no/osla/issue/view/571/196 pgs.100-102

xxi Ibdem, pg. 110

xxii https://www.mediolanum.com/pdf_corp/Struttura_Societaria.pdf

xxiii https://www.italiaoggi.it/news/silvio-berlusconi-ha-ipotecato-la-sua-villona-2363656

xxiv https://it.kompass.com/c/immobiliare-idra-s-p-a/it0159965/

xxv https://it.kompass.com/c/dolcedrago-s-p-a/it1073207/

xxvi https://www.ilsole24ore.com/art/silvio-berlusconi-da-l-addio-definitivo-mattone-AEOb1EMH

xxvii https://www.mondadori.it/chi-siamo/overview/struttura-del-gruppo

xxviii https://www.fininvest.it/it/gruppo/struttura_e_societa/mondadori

xxix http://www.senato.it/leg/10/BGT/Schede/Attsen/00000074.htm

xxx A. Giovagnoli, S. Pons, L'Italia repubblicana nella crisi degli anni Settanta, Tra guerra fredda e distensione, Rubbettino Editore, Soveria Mannelli (CZ), 2003, pgs. 465-468

xxxi https://www.chiesacattolica.it/

xxxii http://www.governo.it/it/i-governi-dal-1943-ad-oggi/legislatura-xii-15-aprile-1994-16-febbraio-1996/governo-berlusconi-i/2961

xxxiii http://www.governo.it/it/i-governi-dal-1943-ad-oggi/xiv-legislatura-30-maggio-2001-27-aprile-2006/governo-berlusconi-ii/338

xxxiv http://www.governo.it/it/i-governi-dal-1943-ad-oggi/xiv-legislatura-30-maggio-2001-27-aprile-2006/governo-berlusconi-iii/337

xxxv http://www.governo.it/it/i-governi-dal-1943-ad-oggi/xvi-legislatura-dal-29-aprile-2008-al-23-dicembre-2012/governo-berlusconi

xxxvi A. Beccaria, G. Marcuzzi, I segreti di Tangentopoli. 1992: l'anno che ha cambiato l'Italia, Newton Compton Editori, Roma, 2015

xxxvii http://espresso.repubblica.it/attualita/2017/02/14/news/i-25-anni-di-mani-pulite-1.295382

xxxviii https://www.senato.it/1025?sezione=120&articolo_numero_articolo=27

xxxix F. Ferrero, Alla fine della fiera. Tangentopoli vent'anni dopo, Add Editore, Torino, 2012

xl L. Cecchin, Il palazzo dei veleni. Cronaca litigiosa del pentapartito (1981-1987), Rubbettino, Soveria Mannelli (CZ), 1987

xli El Gobierno Zoli, (20 de mayo 1957 1 de julio de 1958), el Gobierno Segni II (15 febrero de1959 25 de marzo de 1960) y el Gobierno Tambroni, (25 de marzo de 1960 26 de julio de 1960), pudieron contar con el apoyo externo del MSI; el PCI favoreci la formacin del gobierno de solidaridad nacional o Gobierno Andreotti IV (11 de marzo de 1978 20 de marzo de 1979), y fue la primera vez que brind, oficialmente, respaldo externo a un ejecutivo democristiano

xlii https://enricoberlinguer.org/home/enrico-berlinguer/interviste/13-marziani-o-missionari?showall=1&limitstart =

xliii https://www.lastampa.it/cronaca/2014/05/08/news/chi-e-primo-greganti-1.35752209

xliv https://www.ilmessaggero.it/primopiano/cronaca/primo_greganti_compagno_g_expo_tangentopoli-402309.html

xlv https://ricerca.repubblica.it/repubblica/archivio/repubblica/1999/09/06/banca-del-gottardo-lo-scandalo-nei-geni.html

xlvi https://www.corriere.it/speciali/Ds/congressi2.shtml




Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter